El Sur, entre promesas y concreciones

El Sur, entre promesas y concreciones
Mientras avanzan las tareas de bacheo y el arreglo de veredas en San Telmo, otras obras, como el Parque Cívico, están demoradas
El sur de Buenos Aires estuvo siempre presente en los discursos del jefe de gobierno, Mauricio Macri; sin embargo, los cambios que prometió en materia social y de infraestructura se advierten hoy con cuentagotas.

Aunque se notan avances de urbanización en las villas más chicas del Sur, y mejoras en calles y veredas de San Telmo, Boedo y San Cristóbal, en otros barrios las construcciones prometidas están lejos de verse concretadas.

La falta de aprobación por parte del gobierno nacional del Fondo de Infraestructura Social (Foiso), aparece en los discursos oficiales como la razón principal de que el sur porteño siga sin despegar.

Uno de los anuncios más rimbombantes fue, tal vez, la construcción de un centro cívico en el que funcionarían todas las dependencias oficiales.

Parte de esa mudanza iba a concretarse hacia los edificios que actualmente ocupan los neuropsiquiátricos Borda y Moyano, cuyos pacientes serán trasladados. Hoy, sólo el Ministerio de Salud cuenta con un flamante edificio en Parque Patricios, que será inaugurado en los próximos meses.

Para la mudanza del resto, habrá que esperar. Según el plan de salud mental, sólo en los próximos días se adjudicarán las obras para comenzar a construir los edificios necesarios que albergarán a los pacientes de los neuropsiquiátricos, y el traslado de esas personas demandará, por lo menos, otros dos años.

Sobre el proyecto del Parque Cívico en el sur de la ciudad, Héctor Lostri, subsecretario de Planeamiento de la ciudad, indicó: "Lo más importante, durante 2008, fue poner en la agenda pública un debate de acciones concretas. Comenzó una dinámica que despertó años de letargo". Según el funcionario, el año pasado se hizo el concurso internacional para el master plan, en el que ganó un estudio argentino. "Ahora se está en la etapa de prefactibilidad operativa, haciendo estudios de arbolado, suelo, etc", dijo Lostri.

Cuando hablan del Sur, las autoridades piensan en un área ampliada, pues consideran como parte de ella los barrios de Liniers, Mataderos, Villa Lugano, Villa Riachuelo, Villa Luro, Parque Avellaneda, Villa Soldati, Flores, Parque Chacabuco, Nueva Pompeya, Boedo, Parque Patricios, San Cristóbal, Barracas, Constitución, San Telmo y La Boca.

Críticas en Lugano

Gustavo Moreno, defensor de menores de la ciudad, fue crítico con el gobierno. "La prioridad en el Sur no es hacer una playita con duchadores [como ocurrió durante el verano con la instalación temporaria de un paseo con arena y reposeras]; la prioridad son la salud y la educación. En el Parque Roca funcionaba la playa que se habilitó en el verano y que convive con el centro de evacuados de Villa El Cartón, inhabitable. Esa zona es la que tiene la franja de mayor mortalidad infantil y de casos de bronquiolitis en la ciudad", dijo Moreno, y agregó: "Además, nunca se cumplió con la construcción del hospital de Lugano, una deuda que lleva muchos años".

El ministro de Salud, Jorge Lemus, dijo que dentro de poco será inaugurada la primera etapa de ese proyecto. "Dentro de pocos días, estará lista toda la atención ambulatoria, que responde a la mayor demanda. La segunda etapa llegará con el equipamiento para el diagnóstico y, la tercera, con la de internación", dijo.

En cuanto al futuro Parque Lineal del Sur, que, según la promesa oficial, atravesará Barracas y Parque Patricios, en el gobierno porteño indicaron que se llamó a concurso y que ya hay un ganador. Sin embargo, aún no se estableció la fecha de comienzo de la obra.

El barrio de Constitución, una zona crítica y de las más relegadas de la ciudad, muestra obras con un retraso significativo. Aunque tiene un punto a favor: según el gobierno, cuenta con contenedores en un 80 por ciento de sus calles.

Vale recordar que en marzo de 2008 la justicia porteña ordenó al gobierno local colocar cestos para el depósito de basura en la zona sur de la ciudad, tal como había reclamado la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ).

El fallo dispuso, además, que el gobierno emprendiera una campaña de educación para que la población hiciera un manejo responsable de los residuos. En el gobierno indicaron que se han colocado 160 nuevos contenedores de residuos.

En cuanto a los baches, las obras de pavimentación en esta zona permitieron, según las autoridades, reducir la cantidad de pozos a menos de 37 en todo Constitución, tras el último relevamiento que hizo la ciudad.

Como aspecto positivo, la empresa Autopistas Urbanas SA (AUSA) abrió los sobres de la licitación para la obra Tratamiento Urbanístico debajo de la autopista 9 de Julio Sur, cuyo objetivo principal es la revalorización, principalmente de Constitución y Barracas. Hoy estos bajoautopistas están deteriorados y la inseguridad es una de sus principales preocupaciones para los vecinos.

Respecto de los trabajos en veredas, según la información oficial, en 2008 se finalizaron las tareas en Barracas, Liniers, Mataderos y Parque Avellaneda. "Se construyeron 196.131 m2 de veredas", indicaron en el Ministerio de Ambiente y Espacio Público mediante un comunicado.

Ariel Donato, vecino de San Telmo e integrante de una asociación vecinal, dijo a La Nacion: "El gobierno prometió muchas cosas para el barrio; algunas las está cumpliendo, como la renovación de la calle Defensa. Pero nada se hizo para mejorar la gran cantidad de basura que hay en las esquinas. Esta sigue siendo una zona relegada, a diferencia del norte de la ciudad".

Comentá la nota