Entre 2012 y 2020, Brasil reduciría la deforestación amazónica en un 80 por ciento

De esta forma, dejaría de emitir cerca de 4.800 millones de toneladas de dióxido de carbono. Sin embargo, esto no quiere decir que se dejarán de destruir miles de hectáreas, sino que se desacelerará la expansión de la frontera agrícola
Ayer, durante una reunión con el presidente brasileño Lula da Silva, cinco ministros definieron las bases de la propuesta que el país sudamericano llevará a la cumbre climática de la ONU de diciembre en Copenhaguea, en donde la conferencia anual de la ONU reemplazará los compromisos de Kioto de regular la liberación de dióxido de carbono que vencen en 2012.

A grandes rasgos, puesto que la propuesta aún no ha sido terminada, se prevé reducir en 80% la deforestación amazónica entre 2012 y 2020, lo que significaría que Brasil dejaría de emitir cerca de 4.800 millones de toneladas de dióxido de carbono. Sin embargo, esto no quiere decir que se dejarán de destruir miles de hectáreas, sino que se desacelerará la expansión de la frontera agrícola a costa de la Amazonia.

Cabe destacar que China y los Estados Unidos son los principales emisores de gas carbónico a la atmósfera, lo que provoca el calentamiento global, seguidos por la Unión Europea, India, Japón y Rusia. Brasil, por su parte, sólo libera un quinto de lo que lo hacen los dos países que lideran el ranking, pero es el país que más emite CO2 por la tala y incendios de su floresta tropical, por lo que buscará congelar la liberación de CO2 a los niveles existentes en 2005, publicó el diario Clarín.

Comentá la nota