Enorme saldo en rojo en las hipotecarias de EE.UU.

Algunos multimillonarios salvatajes bancarios en Estados Unidos, incluidas varias nacionalizaciones, están en problemas. Mientras algunos bancos del sector privado, ayudados por el Estado, volvieron a ganar dinero, el hipotecario Fannie Mae, ya respaldado por Washington, perdió US$ 14.800 millones en el segundo trimestre y lo forzó ayer a pedir 10.700 millones adicionales al gobierno.
Como también Freddie Mac, otro gigante inmobiliario, tiene inconvenientes, se supo que el gobierno de Barack Obama estudia reestructurar o dividirlos y crear mecanismos nuevos para los préstamos, informó The Washington Post.Las dos instituciones, creadas como agencias paraestatales tras la Gran Depresión de los años 1930 para reactivar el mercado de la vivienda, se tornaron autónomas tres décadas atrás, y en 2008 el Gobierno las intervino y nacionalizó de hecho sus portafolios de hipotecas de alto riesgo, en el marco de la crisis financiera que se disparó justamente por especulación con bonos hipotecarios.

El interventor de Fannie Mae y Freddie Mac, James Lockhart, dijo en una entrevista con Bloomberg Televisión: "todos los que estuvimos involucrados en los mercados hipotecarios lamentamos que no vimos cuán mala era la situación, y cuán grave se tornaría". El Tesoro comprometió US$ 400.000 millones para impedir la bancarrota de las dos firmas mientras el Gobierno decide cómo las reestructurará: si las hace totalmente públicas, las liquida o divide sus activos entre sanos y tóxicos.

Comentá la nota