Enargas prorrogó por 90 días la intervención a TGN.

El ente regulador consideró que se mantienen las condiciones para que se controle la administración y disposición de la empresa de transporte de gas.
El gobierno nacional, a través del ENARGAS, decidió prorrogar por 90 días la intervención a Transportadora Gas del Norte (TGN) al considerar que se mantienen las condiciones que llevaron a tomar la medida el pasado 29 de diciembre.

Según explicó la empresa, a través de una nota enviada este lunes a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires y a la Comisión Nacional de Valores, el Enargas dispuso además ratificar a Roberto Pons como interventor para "cumplimentar las funciones de fiscalización y control de todos los actos de la administración y disposición que puedan afectar la normal prestación del servicio público de transporte de gas que realiza la empresa".

TGN aclaró a los mercados que la Resolución I/732 por la cual se prorrogó la intervención "no incluye facultades de co-administración societaria".

Al justificar la resolución, el Enargas hace mención al informe final elaborado y presentado por Pons el pasado 27 de abril, en el cual advierte que en el balance 2008 de la empresa se pone en evidencia que de no poder reestructurase la deuda originada en las Obligaciones Negociables y si estas fueran exigidas en su totalidad en el corto plazo, la empresa podría entrar en una cesión de pagos que podría afectar el servicio público.

TGN resolvió entrar en default el pasado 22 de diciembre debido al continuo deterioro de su ecuación económico-financiera y sus resultados operativos, por lo cual decidió postergar el pago de las cuotas de capital e intereses de su deuda financiera, por unos 345 millones de dólares.

El plan que le ofrece la firma a sus acreedores contempla comprar una parte de la Deuda Pendiente a cambio de efectivo, sujeto a prorrateo y reasignación y además canjear la deuda pendiente por Obligaciones Negociables a la Par.

En caso de no ser aceptada, la empresa advirtió que "hay una considerable probabilidad de que tenga que presentarse en concurso o forzados a una quiebra.

También aclaró que no puede garantizar que el gobierno nacional no vaya a imponer otras sanciones a la empresa, incluso la caducidad de la Licencia, y esas sanciones podrían tener un efecto negativo de magnitud en sus actividades, resultados de operaciones y situación financiera.

Comentá la nota