Las empresas tienen 60 días para reforzar la seguridad en las torres

En ese lapso deberán mejorar la calidad y cantidad de las bandejas de contención. Éstas tendrán que ser ahora de chapa o madera. También se deberán hacer pasillos peatonales frente a las edificaciones.
Las empresas constructoras tienen ahora un plazo de 60 días para reforzar la seguridad en los edificios en construcción colocando bandejas de seguridad metálicas o de madera.

Lo dispuso el Concejo Deliberante al aprobar por unanimidad un proyecto del concejal Fabricio Pedruzzi.

Tras la sanción de la ordenanza, la medida será incorporada al Código de Edificación de la ciudad.

"Se trata de una disposición tendiente a reforzar la seguridad en los edificios en construcción que se suma a la que ya aprobados y que hace referencia a cómo proteger las viviendas lindantes", dijo ayer a PUNTAL el concejal Pedruzzi.

Y acotó: "Esta medida apunta a reforzar la calidad de las bandejas de contención, haciéndolas de chapa o de madera, y también la cantidad".

En rigor, la ordenanza dice que los edificios deberán estar dotados de bandejas fijas y móviles mientras se estén construyendo.

Por ejemplo, en la planta baja se colocarán las fijas desde los 2,50 metros de altura, a los efectos de evitar que los desprendimientos de materiales dañen a los vecinos colindantes.

Estas bandejas serán de chapa o de madera y tendrán un borde de contención de 80 centímetros para frenar la caída de ladrillos y mezcla.

Luego se colocarán las móviles, piso por piso, cada seis metros. Éstas podrán ser metálicas o de madera, pero también hechas con una malla metálica de 2,5 centímetros de diámetro, a la cual se le adosará una media sombra.

Estas bandejas deberán estar sujetas con hierros o cadenas en vez de alambres de fardo.

Hasta el momento, los edificios en construcción tenían pocas bandejas de contención y solamente con tejidos precarios.

La ordenanza también dispone que se las coloque en el frente, contrafrente y las paredes laterales de las torres en edificación.

"El proyecto sancionado dice también que las empresas constructoras deben construir al frente de los edificios un pasillo peatonal con piso y techo de madera y baranda lindante con la calle, para evitar que los peatones bajen a la calzada", señaló Pedruzzi.

Y añadió: "Con esta ordenanza, las empresas constructoras tienen ahora un plazo de sesenta días para implementar todos estos cambios".

Las bandejas de contención forman parte de una serie de modificaciones que se vienen reclamando en materia de construcción y que incluyen, entre otras cosas, los retiros laterales y los llamados corazones de manzana, para que las nuevas construcciones no impidan el paso del sol y el aire.

Los reclamos parten de los vecinos autoconvocados quienes vieron afectadas sus viviendas por la construcción de torres lindantes.

Con planteos ante la Defensoría del Pueblo de Río Cuarto y marchas hacia el Concejo Deliberante y el Palacio Municipal, los damnificados hicieron oír sus peticiones a las autoridades de turno.

Además de la creación del registro de casas damnificadas, el cuerpo deliberativo obligó a las empresas constructoras a elaborar un informe técnico destinado a proteger a las viviendas lindantes.

Los otros puntos por resolver

Reglamentar retiros laterales obligatorios de entre 1,50 a 4,50 metros, según los casos, es una de las propuestas que se pondrán en el centro del debate con miras a la confección del nuevo Código de Planeamiento de Río Cuarto, se informó oficialmente.

Otras pasan por una rezonificación de la ciudad, la limitación de la altura de los edificios, la protección del patrimonio arquitectónico y el desarrollo urbano de determinados sectores de la ciudad.

Otros ejes del debate son los siguientes: adoptar el centro libre de manzana en toda la ciudad a respetar por edificios y otras tipologías a definir.

También establecer, en materia de estacionamiento, la reglamentación de los retiros subterráneos y el uso de basamento.

Comentá la nota