Empresarios, trabajadores y el gobierno coincidieron en la firma de un pacto social

La propuesta de un pacto social formulada por el gobernador Jorge Capitanich tomó forma ayer con la participación de todos los sectores representados en el Consejo Económico y Social (CONES) y la Confederación General del Trabajo (CGT).
Ayer por la tarde, en Casa de Gobierno, sector público y privado, empleadores y trabajadores, coincidieron en que el diagnóstico de crisis internacional puede ser aprovechado como una oportunidad para estrechar los lazos que los unen en pos de preservar el empleo; propiciar el crecimiento; y generar el diálogo imprescindible para mejorar la convivencia.

Los integrantes del comité ejecutivo y del plenario del CONES, junto a los miembros del consejo directivo de la CGT y dirigentes de gremios del sector privado y público, tras el encuentro convocado por el gobierno, confirmaron su compromiso de iniciar una ronda de conversaciones para arribar a los acuerdos necesarios ante el contexto de crisis internacional y sus repercusiones. José L. Cramazzi, presidente del CONES; Graciela Aranda, secretaria adjunta de CGT, y los ministros de Economía, Eduardo Aguilar y de Gobierno, Oscar Peppo, dieron cuenta de los resultados en que fructificó la iniciativa del gobernador.

Crecimiento y convivencia

“El gobernador siempre quiso, y lo concretó en el 2008, darle al Cones un espacio relevante en la discusión de las políticas públicas. En el encuentro avanzamos en la idea de generar un marco de pacto social, que tenga como objetivo primordial la colaboración de los trabajadores, los empresarios y el gobierno, en la formulación de políticas e iniciativas que contribuyan a preservar el empleo. Sobre todo ante la situación de crisis que se vive en el contexto internacional, que algunas repercusiones puede tener en la provincia”, explicó el ministro Aguilar.

El Cones, a través de sus autoridades, asumió el compromiso de iniciar una ronda de conversaciones con los trabajadores y acercar al Poder Ejecutivo ideas iniciales y una metodología de trabajo, para avanzar en los acuerdos con la participación de trabajadores de los sectores público y privado; el gobierno en su rol de empleador y también coordinador y los empresarios del sector privado. El diagnóstico con el que fueron sentadas las bases del pacto no contempla sólo la situación de la economía, sino que también parte de una coincidencia sobre la necesidad de mejorar el diálogo político y la convivencia social, señalaron los participantes

Aguilar señaló que “en ese sentido, el Cones planteó la necesidad de un pacto económico y social que también tenga las características de un pacto político que contribuya al mejoramiento de la convivencia social, teniendo en cuenta las experiencias de protestas que terminaron de manera violenta, ante las cuales es necesario avanzar”. También es preciso avanzar “en el compromiso por un mejoramiento de los indicadores sociales; pautas para la negociación salarial y la convivencia política y social.

Epígrafe

Todos los integrantes del Consejo Económico y Social se reunieron con el gobernador para responder a la convocatoria de un pacto social para afrontar juntos la crisis económica.

Cramazzi: “Hacer propuestas”

José Luis Cramazzi, presidente del CONES, confirmó que después que el gobernador hizo un análisis de la situación en el contexto mundial y nacional, y su posible repercusión en la provincia, “que amerita que haya un pacto social”, las instituciones que integran el Consejo Económico Social trabajarán para entregarle las propuestas que los actores del sector privado visualizan como alternativa para afrontar la crisis. “Por eso considerábamos que era muy importante que estuviera la CGT, con los gremios, como también las entidades religiosas y sociales”, remarcó.

Después de anunciar que en los próximos días el CONES entregará su propuesta para el desarrollo de un trabajo conjunto entre el gobierno, los trabajadores y los empresarios, y de agregar que habrá un tratamiento especial para el sector productivo primario, Cramazzi insistió en incentivar la participación “de los sectores, para ver si se puede llegar al pacto social que propone el gobernador”, y en aclarar que “no sólo hablamos de pacto social, también que también hay que hablar de un pacto político, que sería importante para la convivencia”

Ep-

José L. Cramazzi, presidente del CONES

Aranda: “Participación de los trabajadores”

Graciela Aranda, secretaria adjunta de la CGT, planteó la necesidad “de una participación efectiva de los trabajadores” en el Cones. Señaló que el análisis del gobernador no está distanciado del que realizan los trabajadores. “Los trabajadores, porque vivimos la realidad económica y social cada día en nuestros hogares, porque vivimos de un salario, lo sabemos perfectamente: la crisis existe”, declaró. “Y le decimos a uno de los componentes, que es el sector empresarial, que es bueno que nos hayamos juntado ahora hablando de crisis, pero sería bueno que en las ganancias también estemos juntos, compartiéndolas”, puntualizó.

Aranda sostuvo que las fuentes de trabajo y los ingresos no deben ser afectados por esta situación y manifestó la aspiración de la CGT sobre la eliminación del trabajo en negro. En referencia a la política de empleo del gobierno, señaló que los trabajadores ven “con buenos ojos la industrialización y las inversiones” porque “significarán la generación de empleo, que es válida cuando se respeten los derechos de los trabajadores”. Valoró que haya surgido esta oportunidad de “poner sobre la mesa las realidades de los sectores de la provincia, para llevarla hacia delante juntos, en un camino donde trabajemos para el bien común”.

Epígrafe

Graciela Aranda, secretaria adjunta de la CGT.

Peppo: “Visión optimista”

El ministro de Gobierno, Oscar Peppo, observó que la convocatoria parte de una mirada optimista ante la crisis: “Que ésta también sea una oportunidad para el crecimiento, y que a través de la innovación y el aprovechamiento de los instrumentos que tienen los gobiernos nacional y provincial; y las posibilidades de financiamiento internacional, esta situación sirva para generar nuevas alternativas. Que no nos planteemos un escenario negativo. Estemos prevenidos, tengamos mecanismos de alerta para actuar en un escenario de diálogo que sirva para generar oportunidades

“Hay muchos chaqueños que aún están esperando esa oportunidad –recordó Peppo-, que pasa por una inclusión; una reivindicación; la generación de fuentes de trabajo y mejores niveles de educación y salud; y que hace al compromiso de solidaridad que hay que plantear, por parte de quienes más tienen, para los que menos tienen”. En pos de esos objetivos “el rol del Estado es fundamental, pero sobre todo la participación de la sociedad –agregó. Y el Cones es uno de los organismos donde la sociedad está representada, y debe actuar con propuestas para cada uno de los sectores.

epígrafe

Domingo Peppo, ministro de Gobierno y Trabajo.

Lovera: “Apostar al desarrollo”

El Consejo Económico y Social trabaja desde hace tiempo en el desarrollo de iniciativas, que abarcan desde proyectos para la industrialización hasta programas ligados a la reforma educativa, en base a la consideración del sector privado como motor del desarrollo económico. En la visión de esta organización, el Estado es un activo partícipe del desarrollo que establece las reglas de juego e incentiva al sector privado, para que de una economía con falta de infraestructura y condiciones básicas de financiamiento la provincia pueda transitar hacia la generación de empleo. “Que la economía del Chaco pueda ir saliendo poco a poco de su situación, de la dependencia del Estado y un poco del sector agrícola, a ser una economía que viva del sector privado y del proceso de industria” llevará tiempo y requerirá un esfuerzo de todos los chaqueños, advirtió el ex presidente del Cones, Francisco Lovera, quien apoya la concepción de “un Estado fuerte, financieramente solvente, con sus finanzas ordenadas”.

Comentá la nota