Los empresarios del NEA exigirán apoyo al Gobierno

La Cámara Argentina de Medianos Empresarios (CAME) gestionará una reunión con el ministerio de Trabajo y de Economía de la nación para tratar la problemática realidad de la economía privada regional como consecuencia de las presiones laborales y la falta de apoyo nacional respecto al mantenimiento de las fuentes laborales.

La crisis que golpea de manera más fuerte a las empresas del Noreste argentino, tendrá una nueva instancia de reclamo a la Nación de los representantes regionales. En un acuerdo dirigencial, el NEA insistirá en la reducción de la carga laboral ante el Ministerio de Trabajo de la Nación.

"No queremos que baje el nivel de ingreso de nuestros empleados, pero sí que se reduzcan las cargas laborales a cargo de los empleadores en la región", afirmó el presidente de la Cámara de Comercio de Resistencia y segundo de la Federación Económica del Chaco, Roberto Lugo, en un reportaje del diario Norte.

El empresario indicó que la Cámara Argentina de la Mediana Empresa (de la que es pro secretario), "comprendió que en el NEA no estamos en condiciones de aumentar los costos. En abril de 2008, la situación económica era distinta y el nivel de actividad otro. Ahora será la misma CAME la que lleve el reclamo al Ministerio de Trabajo y al de Economía de la Nación para que se bajen los aportes o se mejoren las condiciones de los convenios de crisis para las empresas de NEA".

Al respecto, reveló que la entidad que los nuclea va a acompañar una solicitud de audiencia con los ministerios la semana que viene.

La situación resulta desde la mirada empresarial, alarmante. El referente de la Fecorr y representante de la Cámara de Supermercados, Carlos Irigoyen, manifestó días atrás que se está cerca de adoptar medidas drásticas.

"Creo que pueden darse despidos en los supermercados del medio", dijo el empresario la semana pasada.

La realidad de la economía privada regional vive un tiempo de múltiples complicaciones como consecuencia de las presiones laborales y la falta de apoyo nacional respecto a mantener las fuentes de trabajo.

Esta cuestión hace que la región más postergada del país recurra insistentemente en elevar sus quejas a la Nación, todavía sin respuestas y a la espera de los resultados de tratativas que realizan sus referentes nacionales, como la Came.

Comentá la nota