Empresarios, cautelosos y preocupados

La mayoría no contestó o pidió anonimato; otros expresaron críticas por la actuación del Gobierno
No fueron demasiados los empresarios dispuestos a opinar con nombre y apellido sobre la sanción de la ley de medios. Muchos no respondieron los mensajes que ayer les dejó LA NACION, otros pidieron anonimato y los que hablaron on the record se inclinaron mayormente por la cautela.

"Personalmente deseo que esta norma de ninguna manera afecte la libertad de expresión. Espero que su contenido esté más orientado a un reordenamiento de las comunicaciones que a afectar la libertad de los propietarios de medios o de quienes trabajan en ellos", dijo Carlos De la Vega, presidente de la Cámara Argentina de Comercio, y prefirió no agregar nada más.

Menos contenido, a cambio de no ser identificado, un hombre del sector industrial señaló: "La ley la podés compartir o no, pero lo que preocupa es que esto confirma un estilo de gobierno: no permitir el debate y supeditar todo a la recuperación del poder [tras la derrota electoral de junio]. También queda la sensación de que la oposición es incapaz y es una sensación que va más allá de la ley de medios".

Para el industrial, "esto marca cómo va ser el Congreso el año que viene. Los Kirchner no sólo tienen las facultades extraordinarias, sino que además van a mandar las cosas que podrán negociar con los partidos de izquierda, donde obtendrán apoyo, como la reforma de la ley de entidades financieras. Es el estilo de la caja -lamentó- con provincias que van a seguir con déficit y dependerán de la Nación. Queda la impresión de que vale todo".

Mario Llambías, titular de Confederaciones Rurales Argentina (CRA), también fue duro. "Teniendo en cuenta la experiencia de cómo se mueven los Kirchner, nos espera una larga lucha para defender la libertad de prensa", dijo. Y agregó: "Creemos que se puede manejar autoritariamente la información y los argentinos tenemos derecho a estar bien informados.

"Es una vergüenza la falta de compromiso con la democracia de parte de algunos senadores y a la oposición la vi desunida. Se debería haber llegado a un consenso en base a ideas, no a chequeras."

Por su parte, el presidente de la Cámara Argentina de la Construcción, Carlos Wagner, expresó que no emitiría consideraciones personales y que la entidad iba a tratar el tema en la reunión de la mesa ejecutiva, el próximo miércoles.

Comentá la nota