Empresarios avizoran un escenario "favorable" pero reclaman reglas claras y seguridad jurídica

Los empresarios avizoran un escenario global "favorable" en el país, pero para aprovecharlo admiten que se requiere una "gran responsabilidad" de todos los actores, con seguridad jurídica, y reglas claras y permanentes. Esas fueron las principales conclusiones del 45 Coloquio de IDEA que finalizó la noche del viernes en esta ciudad.
Las conclusiones nacidas de las tres jornadas de debates fueron anunciadas por el presidente de IDEA, Gustavo Ripoll, y por el titular del Coloquio, Alberto Schuster.

Aunque los responsables de la asamblea trataron de minimizarlo, fue unos de los coloquios más políticos de los últimos tiempos y las preguntas en la conferencia de prensa viraron en torno a ello.

Ante la pregunta sobre si en el marco de la necesidad de que las leyes se mantengan estables, cabe que a partir del 10 de diciembre se pretendan cambiar normas aprobadas en forma reciente, Ripoll respondió que "nunca es bueno que se cambien las leyes con cada renovación del Congreso".

Por su lado, Schuster destacó que las políticas de largo plazo son las que garantizarán la seguridad jurídica y atraerán las inversiones que necesita el país.

En ese sentido, las conclusiones mencionan la necesidad de lograr consensos entre todos los sectores, y al fortalecimiento institucional, incluyendo, claro está, a las organizaciones empresarias.

Sobre las políticas sociales, se coincidió en que es imperioso el combate contra la pobreza, pero también que se debe comprender que incorporar mayor cantidad de personas al mercado interno es "un buen negocio".

Los participantes en el Coloquio consideraron "auspicioso" que haya políticos que quieran sellar "acuerdos multipartidarios" con el objetivo de que la política pueda recuperar la confianza de la gente.

Los debates dejaron la inquietud de fortalecer la educación como principio básico para el desarrollo del país y para ello se coincidió en que se debe trabajar "en las mentes", es decir en la inteligencia.

Ese crecimiento, como se anhela para el país para los próximos años, puede traer aparejado "cuellos de botella" en infraestructura y por este motivo se consideran vitales las "inversiones de magnitud" públicas y privadas en todos los sectores que la integran.

Comentá la nota