Un empresario japonés, detenido por un caso similar al de Madoff

Un empresario japonés, detenido por un caso similar al de Madoff
Un japonés de 75 años, dueño de una empresa de colchones y camas que había creado una moneda paralela y un esquema de inversión piramidal, fue arrestado por estafado al parecer por al menos 126.000 millones de yenes (1.411 millones de dólares, 1.100 millones de euros) a 37.000 personas, según los medios de comunicación japoneses.
Interrogada, la policía confirmó el arresto de Kazutsugi Nami, patrón de la empresa quebrada L and G, y de 20 de sus colaboradores, pero no precisó el monto del fraude del que se le acusa.

Según la agencia de prensa Jiji, se sospecha que Nami colectó desde 2001 miles de millones de yenes para invertirlos, prometiendo rendimientos fabulosos, de hasta 36% al año, promesa que no pudo cumplir.

Otros medios de comunicación elevaron la cifra del presunto fraude a 226.000 millones de yenes (2.567 millones de dólares, 2.000 millones de euros) y el número de víctimas a 50.000.

Kazutsugi Nami también emitió en 2004 una moneda electrónica virtual, bautizada "enten", combinación de dos ideogramas que significan "yen" y "paraíso", que era utilizable en varios hoteles, bazares y tiendas, donde se podía pagar usado su celular, o en sitios de venta en línea.

Por un mínimo de 100.000 yenes entregados a Nami, los clientes recibían su equivalente en "enten" y podían recuperar teóricamente sus inversiones al término de 12 meses.

El canal NTV mostró imágenes de consumidores corriendo a una "feria enten" para hacer compras con esta moneda paralela. "Es un sueño, ¡puedo comprarlo todo!", se asombraba una mujer.

En reuniones con los inversionistas, Nami prometía "revolucionar la economía mundial", transformando el "enten" en moneda única planetaria, lo que según él iba a "salvar el mundo" y convertirlo en un "paraíso de luz", según sus palabras citadas por los medios.

La empresa de Nami dejó a comienzos de 2007 de pagar los intereses a los inversionistas y de comprar los "enten" a los comercios asociados a la operación, tras lo cual, unos meses más tarde, licenció a todo su personal.

Comentá la nota