Una empresa quiere explotar la Zona Franca y espera respuestas

Después de la renuncia del grupo adjudicatario aún no hay definiciones sobre su posible reemplazo.
Con las instalaciones montadas para comenzar a funcionar y las habilitaciones nacionales rubricadas y puestas en práctica, a la zona franca de Concepción del Uruguay sólo le falta un operador que se encargue de ponerla en marcha.

Desde hace unos 10 días se conoce la presentación de una empresa de comercio exterior que reiteró su interés en hacerse cargo de la explo-tación, y con un plan de inversión que permitiría ponerla a funcionar en pocos meses, sin embargo, el gobierno provincial aún no han dado a conocer ningún tipo de opinión al respecto, ni decisión formal sobre el tema.

Román Tófalo, presidente del Instituto Zona Franca, organismo provincial dependiente de la secretaria de la Producción y a cargo del control del predio, al parecer espera decisiones de las autoridades máximas de la Provincia y sólo se ha limitado a remitir copia de la propuesta de la empresa International Star al grupo de Apoyo a la Zona Franca y a los medios de comunicación.

"Este tema lo ha tomado el propio vicegobernador en sus manos", remarcó hace algunos días el fun-cionario de Concepción del Uru-guay, en referencia a las gestiones que José Lauritto estaría llevando adelante respecto de las instancias por las que atraviesa este espacio destinado a la producción.

Abandono. La renuncia a la explotación que hizo la empresa Argenfree hace un mes dejó al predio sin responsables directos, por lo que International Star, empresa que había tomado contacto con Argefree para negociar la explotación, ahora volvió a reiterar su propuesta de forma directa al gobierno, adjuntando un plan de inversiones aproximado de "5 millones de pesos en infraestructura, equipos y desarrollo comercial", según queda plasmado en la carta enviada al Instituto Zona Franca.

De igual manera propone una puesta en marcha de la Zona Fran-ca de Concepción del Uruguay en un tiempo aproximado de seis meses.

Uno de los puntos más salientes de la oferta incluye "la generación de no menos de 20 puestos de trabajo, entre empleos directos e indirectos, y la visión comercial de convertir a Concepción del Uruguay en un Centro Logístico Integral para el Mercosur, basándonos en el aprovechamiento de su ubicación geopolítica".

La renuncia. Cabe recordar que a través de una carta documento con fecha 7 de setiembre, enviada primero a los medios de prensa, el ahora ex grupo adjudicatario de la explotación de la Zona Franca, dio por resuelto el contrato que los ligaba al Estado provincial. La misiva estaba dirigida al presidente del Instituto, Román Tófalo, y expresaba: "Cumplimos en comunicar la resolución por exclusiva culpa del Estado provincial y/o del Instituto que usted representa del contrato de concesión para la explotación de la Zona Franca de Concepción del Uruguay".

La carta fue difundida por el abo-gado uruguayense, Luis Rodríguez, uno de los empresarios que com-ponen el grupo Argenfree, com-puesto además por José Alberto Grané, Leonel Horn, Jorge Daniel Lanatti, Federico Negri y Ricardo Ramos, todos empresarios de la zona, y que conformaron un consorcio que el 21 de mayo de 2003 resultó adjudicado para la concesión de la Zona Franca.

Nuevo intento. Por su parte, International Star remitió hace unos días su propia misiva señalando que "ante los trascendidos que han tomado estado público sobre la renuncia de la empresa Argenfree como concesionarios de la zona franca de vuestra ciudad, nos es grato dirigirnos a usted en esta oportunidad a los fines de manifestar nuestro interés en establecernos como posibles concesionarios de dicha zona franca".

También recuerdan: "Hace más de un año que habíamos iniciado las negociaciones para adquirir Argenfree, las cuales finalizaron a fin de agosto próximo pasado sin resultado satisfactorio por considerar de nuestra parte, infundada y excesiva la exigencia económica del ex concesionario". Fundamentan su propuesta en un "exhaustivo estudio de factibilidad que hemos desarrollado durante este período, contando a la fecha con un plan de negocios".

Las pasos a seguir estarían en la Fiscalía de Estado provincial

Según se ha podido conocer en los últimos días a través de algunos trascendidos, el futuro de la zona franca estaría por estas horas en manos de la Fiscalía de Estado de la Provincia, que estaría llevando adelante los pasos administrativos tendientes a encontrar una alternativa de explotación para el predio ante la renuncia de un grupo adjudicatario que se había presentado y ganado la licitación pública abierta por la Pro-vincia hace unos siete años.

En este tramo de las gestión, y ante varias licitaciones fracasadas, una de las posibilidades que se podrían estar barajando es la de una administración a cargo de la Provincia, un caso parecido al sucedido en la provincia de San Luis, que vivió circunstancias similares.

A esta posibilidad se suma la oferta de International Star que impondría una salida a la inactividad absoluta de la única zona franca entrerriana que se vio involucrada en los últimos días en cruces mediáticos entre los ex adjudicatarios, el responsable del instituto y el Grupo de Apoyo a la Zona Franca.

Grupo de Apoyo

"Esta propuesta está siendo analizada por el Instituto y el Grupo de Apoyo, que espera que este proyecto tan importante y esperado por todos los ciudadanos de Concepción del Uruguay, comience a caminar", señalaban ayer desde el mismo grupo conformado por re-presentantes de Instituciones de la Sociedad Civil, Colegios de Profe-sionales, Instituciones Educativas y ciudadanos interesados en esta herramienta para la producción, remarcaron en un documento oficial: "Hemos decidido solicitar al Gobierno Municipal, al Instituto de Zona Franca y por su intermedio al Superior Gobierno de la Provincia, nos tenga por reconocidos como Comité de Vigilancia, del mismo modo que lo establece la Ley 24331 de Zonas Francas a nivel nacional, con todas las prerrogativas que establece la norma, acordando los puntos que serán factibles de poner en marcha de la misma entre los integrantes de este Grupo de Apoyo y el Instituto de derecho público, ya conformado, a fin de no superponer incumbencias".

Comentá la nota