Empleo y distribución en la mira

Empleo y distribución en la mira
Además de la asignación universal por hijo y el plan de empleo en cooperativas, la nueva herramienta clave sería el lanzamiento de un banco de desarrollo oficial antes de fin de año. La obra pública seguirá siendo fundamental.
El Gobierno tiene como objetivo económico de 2010 crecer a una tasa del 5 por ciento. También aspira a mejorar la distribución del ingreso, crear más empleo y registrar una menor tasa de aumentos de precios. Esa es la tarea que le planteó la presidenta Cristina Fernández de Kirchner al ministro de Economía, Amado Boudou. Para lograrlo, la estrategia del Palacio de Hacienda será la de mantener el dólar quieto, bajar la tasa de interés, impulsar el consumo y la inversión. Creen que una condición necesaria para conseguir esos resultados es refinanciar la mayor parte de los vencimientos de deuda pública de ese año en el mercado voluntario de crédito, fundamentalmente en el internacional. Así, los fondos que se utilizaron para cancelar pasivos en los últimos años –recursos de la Anses, Banco Nación y otros entes descentralizados– podrán reorientarse a financiar ese plan de expansión.

Un informe elaborado en la cartera económica que fue girado a la Casa Rosada, basado en datos locales e internacionales, estima que en 2010 la economía crecerá un 4 por ciento, aunque algunos especialistas del Gobierno indican que esta tasa resultará incrementada en un punto por el impacto de la asignación universal por hijo sobre el consumo y la actividad económica. El documento del Palacio de Hacienda, en tanto, destaca que se espera que el año próximo la economía china crezca un 11,9 por ciento; India, 5,5 por ciento; Brasil, 5 por ciento; Estados Unidos, 3,5 por ciento y la Unión Europea, 3,0 por ciento. "El crecimiento económico mundial resultará en un aumento de las exportaciones argentinas del 30 por ciento", señala el informe. Y agrega: "La caída de las ventas externas en 2009 fue la principal causa de la baja de la inversión; por eso es lógico esperar que una suba de las exportaciones traccione la inversión privada".

Entre las estimaciones de producción que se espera aporten al aumento del PBI, se destacan un record de la cosecha de soja, que podría llegar a 55 millones de tonelada, y datos aportados por la Asociación de Fabricantes de Automóviles, que estiman una producción de 700 mil vehículos para 2010.

Cristina Fernández de Kirchner piensa que para volver a generar empleo y mejorar el clima social es imprescindible un crecimiento mayor. Por eso quiere que el Estado siga impulsando el consumo interno y la inversión. Un importante funcionario del Gobierno explicó a Página/12 que, para evitar un recalentamiento del mercado interno, que puede derivar en un aumento de precios, "pondremos el mismo empeño en mejorar la oferta de bienes y servicios, vía un mayor impulso a la inversión".

La mayor parte de los casi 12 mil millones de dólares que vencen en el año en curso están siendo cubiertos por fondos de la Anses, créditos del Banco Nación con garantía de depósitos públicos y, en menor medida, préstamos del PAMI, Lotería Nacional y otros entes. Hace un mes Argentina recibió una oferta del Deutsche Bank para emitir un bono por 1500 millones de dólares al 13,5 por ciento anual. El convite fue rechazado porque en Economía se consideró la tasa de interés excesivamente alta. Con el fuerte crecimiento que están teniendo los títulos públicos nacionales, en Economía estiman que en 2010 se podrán conseguir en los mercados entre 5 y 7 mil millones de dólares a una tasa de un dígito. Si se logra, el Gobierno podrá utilizar los fondos de la Anses y el resto de los entes descentralizados por un monto similar para impulsar el consumo y la inversión.

Los principales puntos detallados en ese paper para conseguir un mayor crecimiento, con mejor distribución de la riqueza, más empleo y menos inflación son los siguientes:

- Asignación familiar por hijo. Un importante asesor económico de la presidenta explicó a Página/12 que "la universalización de la asignación familiar por hijo sumará un punto al crecimiento del PBI el año próximo. Además, mejorará fuertemente la distribución del ingreso".

- Plan de Trabajo en Cooperativas. Cristina Fernández suele repetir a sus asistentes cercanos: "Lo mejor para reducir la pobreza es generar empleo". Su idea es que el país necesita "volver a incluir en el sistema a los que llevan años sin trabajar: hay que generar en los jóvenes que nunca vieron trabajar a sus padres la cultura del trabajo". Aunque no se anunció, la aspiración presidencial es llegar al final de su mandato con 300 mil puestos de trabajo en cooperativas financiados por el Gobierno. A los 100 mil anunciados este año, quiere duplicarlos el año próximo y llegar a los 300 mil para fines de 2011.

- Banco de Desarrollo. Si bien es una idea que se viene postergando desde principios de su mandato, los últimos informes del Banco Central, que reflejan la poca importancia que les da la banca privada a los préstamos corporativos, terminaron de convencer a la Presidenta de la importancia de un banco estatal dirigido a financiar a las empresas. Además, Boudou le señaló que para que el impulso estatal al consumo no resulte en una mayor inflación es necesario impulsar la oferta de bienes y servicios.

Boudou, junto con Diego Bossio, director de la Anses, y Mauro Alem, titular del BICE, están trabajando en el armado de la nueva institución. Se estima que se pondrá en funcionamiento a fin de año, con un capital inicial de aproximadamente 3000 millones de dólares.

- Obras públicas. En la Casa Rosada están convencidos de que uno de los principales factores que permitieron al país pasar por la crisis económica internacional con un bajo costo en materia de producción y empleo es la obra pública. Por eso, al igual que este año, se buscará la forma de financiar una ampliación del presupuesto para este fin. La obra más importante que se espera concretar a partir de 2010 es el saneamiento de la Cuenca Matanza-Riachuelo. Esta obra permitirá dar cloacas a 400 mil personas de La Matanza, Esteban Echeverría, Quilmes, Ezeiza y otras localidades de la zona. También se espera terminar la autopista Córdoba-Rosario y otras 50 mil viviendas.

Comentá la nota