Se empezó a hacer justicia con los municipales estafados por la anterior gestión del Sindicato

Una trabajadora municipal ganó la primera parte del juicio por estafa que emprende contra el Sindicato de Trabajadores Municipales de Esteban Echeverría, en el marco de las acciones que llevan adelante por los embargos de sueldo realizados a una treintena de trabajadores por presuntos préstamos truchos, realizados por la gestión anterior.
Meses atrás una treintena de empleados municipales, la mayoría de ellos en condición de contratados, se encontraron con la novedad de que sus sueldos habían sido embargados por la ejecución de prestamos otorgados por el Sindicato, en conjunto con varias mutuales. Lo que en principio parecía ser un problema de falta de pagos por parte de los responsables del gremio, pese a que se había descontado el monto de las cuotas de los sueldos de los empleados, derivó en el descubrimiento de préstamos otorgados con firmas falsificadas y triangulación de fondos.

En este marco, una de las empleadas municipales estafadas, Laura Casamayor, llevó su causa al Juzgado de Lomas y logró que le retiraran el embargo al probarse la malversación de créditos y falsificación de firmas.

María Eva Olivera, abogada de la trabajadora estafada, habló en exclusivo con Urbano y reveló una serie de malversaciones que se realizaron entre las mutuales, el Sindicato y una entidad Financiera.

"Cuando la señora Casamayor me trajo este problema de la estafa se hicieron las denuncias penales, primero en el Tribunal de Lomas de Zamora, pero después nos encontramos con que tenía el sueldo embargado por una entidad de Capital Federal que aparentemente no tenía vinculación con el Sindicato, ahí descubrimos una maniobra que se habría realizado entre las autoridades del Sindicato de aquel momento y la Cooperativa de Viviendas San José", explicó la letrada.

Según relató la abogada, pudieron descubrir que la empleada municipal estaba siendo intimada por un préstamo cuyo monto no tenía relación con el sueldo que percibe; "Entendimos que algo andaba mal, que no era solo la falta de pago del crédito que ella había sacado y descubrimos que se habían sacado prestamos por montos inaccesibles en relación con sus haberes; descubrimos que quienes sacaron el crédito, aportaron un documento con una firma dudosa, que fue finalmente el documento ejecutado en un embargo de casi dos mil pesos", relató Olivera, quien hizo la defensa del caso.

Para el reintegro de lo embargado a Casamayor, Olivera destaca que han hecho un aporte de pruebas "abrumadoras": "hemos pedido una pericia caligráfica con la que demostramos la falsificación de la firma, informamos al juez la conducta arbitraria de la Cooperativa junto con el Sindicato, aportamos las pruebas de los expedientes penales y además de eso vinculamos también el tema de que esta cooperativa tiene hecho un juicio al propio Sindicato, de manera que cobraba por los dos lados, a los empleados en forma particular y al gremio", sostuvo.

En este sentido la defensa logró que el Juez intimara a los actores para que explicaran la situación ante la cantidad de pruebas, lo que derivó en el inmediato levantamiento al embargo y las fojas a Casamayor. "En este momento estamos en trámites procesales, cumpliendo plazos, por lo que reintegrarán las sumas que le habían descontado a la trabajadora. Después de esto, tendremos la posibilidad de iniciar un juicio por daños y perjuicios y fundamentalmente un daño moral porque con esto queda inscrita en Veraz, no podrá sacar créditos, todas las cuestiones vinculadas a la mora, por haber sido víctima de maniobras dolosas de personas inescrupulosas", destacó la abogada.

"También yo debería hablar un poco de los profesionales de la Abogacía, que se prestan a estas cosas, puesto que uno ha jurado defender la Justicia y sin embargo usan la matrícula para beneficio propio", criticó.

Esto, según explicó la abogada, será informado en lo penal, para que el Juez tome conocimiento de las maniobras de la Cooperativa para que se la investigue. "Relacionado con todo esto estaría el Banco Bansud, -agregó la letrada- presumimos que estaría involucrado gracias a una documentación, en una presunta triangulación entre los fondos de haberes jubilatorios que el Estado tercerizó a través de esta entidad, que a su vez, parecería que estaría utilizando estos fondos para realizar sus maniobras financieras mediante las cooperativas que operan con los Sindicatos, a través de una cuenta abierta en el Banco Francés", especuló la abogada quien agregó "creo que este juicio penal en Lomas de Zamora, si lo fiscales quieren y los jueces aportan su consentimiento, puede descubrir una estafa mucho más grande que la de los empleados municipales", afirmó la letrada.

Comentá la nota