Emisario Submarino: Reclaman estudio de impacto ambiental antes de expropiar tierras

Con el fin de ampliar la obra del emisario submarino de Mar del Plata se está debatiendo en la Legislatura bonaerense un proyecto de ley para la expropiación de un inmueble de 187 hectáreas ubicado unos 500 metros al norte de la actual Planta Ingeniero Baltar. Habitantes aledaños al predio que se pretende expropiar piden que se realice un estudio de impacto ambiental ante la posibilidad que se "afecte la calidad de vida de los vecinos". Denunciaron "presiones" del gobierno municipal.
En declaraciones a 0223.com.ar, vecinos de Félix U. Camet reclamaron la realización de un estudio de impacto sobre la obra a realizarse en proximidad al barrio en el denominado lote rural Nº 26, en los denominados trabajos de ampliación y reacondicionamiento de la planta de tratamiento de efluentes cloacales de Mar del Plata.

Específicamente, los habitantes del sector buscan conocer qué finalidad se le dará al predio de 187 hectáreas, el cual objeto de un proyecto de ley por el cual se promueve en la Legislatura de la Provincia de Buenos Aires, con el fin de lograr su expropiación para instalar allí una nueva Estación Depuradora de Aguas Residuales, obra complementaria del Emisario Submarino.

Por ese motivo, solicitaron que se detalle el destino que se le dará al lote, si dentro del proyecto se planea la creación de una planta de compostaje para el tratamiento de los sólidos de la planta de tratamiento de tratamientos cloacales y en dónde se ubicaría la misma.

Asimismo, pidieron que se precise si la planta de compostaje se realizará en piletones y, de ser así, que se informe su ubicación, dimensiones y detalles técnicos de su construcción; si los piletones estarán a cielo abierto y si se realizaron estudios de impacto ambiental sobre la realización de esta obra pública y por qué organismo.

En declaraciones a este vespertino digital, el Dr. Fernando Pace, vecino aledaño al predio que pretende expropiarse, dijo que decidió reclamar mayores detalles porque, "ante la última movilización que hizo la Municipalidad con la intención de reflotar el proyecto del sumidero, se empezó a hablar dentro de los barrios de expropiar el inmueble para distintos fines y los vecinos se encuentran con la inquietud ante la posibilidad de que realicen las plantas de oxidación de la planta de tratamiento de los efluentes dentro de ese predio".

"La única propiedad cercana al sumidero y a la costa es ésta, la expropiación ya casi está, por lo tanto estamos tratando de averiguar cuál será la finalidad pública que se le darán a estas tierras; si se utilizará para la construcción de viviendas, si se usará para colocar la planta de pretratamiento o, como se estuvo hablando, para colocar la planta de reciclaje", señaló.

En ese sentido, aseguró que existe "gran preocupación" en la población residente porque "tener las plantas de oxidación a menos de 500 metros de su casa preocuparía a cualquiera". "Aparte –advirtió-, este barrio no cuenta con agua potable y todo el suministro de agua para consumo personal salen de las napas de agua y tememos que este proyecto afecte nuestra calidad de vida; estamos hablando de un campo en medio de una zona urbana".

En otro párrafo, Pace recalcó que "en ningún momento" se les brindó información a los vecinos del lugar sobre lo que se iba a hacer en las 187 hectáreas. "Incluso, un grupo de chicos de la Universidad se acercaron a realizar un estudio biológico del agua de pozo como parte de sus tesis doctorales pero, por lo que tengo entendido, la Municipalidad salió a replicarles con qué autorización habían estado trabajando", afirmó, al tiempo que consideró que "son estudios muy necesarios para la gente que vive aquí ya que, en el 90% de los casos, consumen al agua proveniente de las napas".

En esa línea, advirtió que los estudiantes estuvieron tomando muestras para su investigación "hasta hace dos semanas" y que ya contaban con datos precisos, pero el proceso "fue suspendido de un día para el otro". "Hasta ese momento tenían 30 casos relevados y, según dieron a entender en una reunión en la Sociedad de Fomento –que no se porqué motivo también fue levantada-, los resultados no eran buenos", explicó.

Más adelante, el vecino enfatizó que los habitantes de Félix U. Camet padecen de "una total desinformación", por lo cual "están muy alertados". "Hay inquietud ante la posibilidad de que las plantas se instalen acá, más que nada porque serían piletones a cielo abierto y en caso de hacer una obra de esta magnitud, tendría que ser bien hecha y en este país estamos acostumbrados a que las cosas no son así".

"Por parte de la Municipalidad no se nos ha dado la información necesaria. Si está la intención de hacer una obra de tremenda magnitud que va a afectar de una manera u otra a los vecinos, lo ideal sería que se vaya consensuando o informando, algo que lamentablemente no sucede", apuntó.

Comentá la nota