La eliminación de los subsidios es ordenamiento

El jefe de Gabinete dijo que la quita a las empresas de servicios públicos “establece equidad”.
El jefe de gabinete de ministros, Sergio Massa, aseguró hoy que la eliminación de subsidios como contraparte del ajuste de tarifas de los servicios públicos implica un ordenamiento de las mismas, reduce el impacto sobre las cuentas del Estado y establece equidad de acuerdo con los recursos de los usuarios.

"Obviamente siempre que hay una noticia de aumento de tarifas puede haber sectores a los que les disgusta, pero lo que está haciendo el Gobierno es normalizar la situación de tarifas y además equilibrando hacia adelante las cuentas públicas", remarcó el jefe de Gabinete.

En ese sentido, añadió que "lo que estamos haciendo es ordenar las tarifas, que el impacto fiscal en las cuentas públicas sea menor y que tengan una lógica desde el punto de vista de quien paga".

A modo de ejemplo, en diálogo con Radio Mitre señaló: "Porque en definitiva, lo que pasaba era que un vecino del barrio Las Tunas, de Tigre, pagaba el gas en garrafa muy caro, y uno de Nordelta tenía el gas de la pileta a tarifa subsidiada".

"Entonces, lo que hay ahora es un principio en el cual se vuelve a equilibrar -los montos de las tarifas- de acuerdo al nivel adquisitivo de la gente", continuó.

Massa aseguró que "los subsidios sirvieron para contener tarifa" en un determinado período. "Nacieron en el 2002 en plena crisis de Argentina, y no había habido un proceso de recuperación de salarios, no se habían abierto las paritarias, y había muy altos niveles de desocupación: 22 puntos en marzo de 2003".

Justificó la existencia de subsidios al señalar que "la evolución, o la mejora del mercado de trabajo, la discusión de los salarios y la posibilidad de mejoras a lo largo de estos años, vino acompañado de un proceso en el cual se mantenían los subsidios porque en definitiva eran un aliciente para el bolsillo de algunos sectores".

En ese sentido, concluyó:"pero hay un punto en que el nivel de subsidios es más alto que el de los ingresos de la compañía -de luz, gas, transporte-, y el sistema pierde, porque estamos ante un sistema administrado por un privado, pero financiado por el Estado".

Al respecto, consideró que "los subsidios, en términos fiscales, eran muy importantes para mantener la tarifa", y recordó que hay subsidios a los combustibles, la generación, transporte y distribución de energía, distribución de gas, transporte ferroviario, entre otros.

Comentá la nota