Elena Highton de Nolasco: "Con cinco jueces en la Corte estamos muy bien"

Elena Highton de Nolasco:

La vicepresidente del máximo tribunal se refirió a los proyectos del kirchnerismo para ampliar el número de magistrados. También dijo que los jueces deben pagar Ganancias. Y habló sobre los femicidios y las políticas de género

La vicepresidente de la Corte Suprema de Justicia, Elena Highton de Nolasco, tomó distancia de los proyectos que impulsa el kirchnerismo para ampliar el número de integrantes del máximo tribunal y reconoció que el ideal es el de cinco miembros que tiene en la actualidad. También se refirió al debate abierto en el seno del Poder Judicial sobre el pago del Impuesto a las Ganancias y lanzó varias definiciones sobre la relación de los medios con los jueces y las políticas en materia de lucha contra la violencia de género y los femicidios, tareas que ella despliega desde su lugar en el máximo tribunal del país.

En una entrevista que le realizó Marcela Losardo, en el ciclo Justicia Abierta deInfobaeTV, Highton de Nolasco se refirió también a la inminente llegada de los nuevos colegas que se sumarán a la Corte, Horacio Rosatti y Carlos Rosenkrantz, quienes a partir de la jura completarán las extensas vacantes que se produjeron por las renuncias de Carlos Santiago Fayt y Raúl Eugenio Zaffaroni. Con 40 años de carrera en el Poder Judicial, la vicepresidente del máximo tribunal reconoce su preferencia sobre el número más apropiado de jueces, ya que ella estuvo en todo el proceso de achicamiento, desde los nueve que instauró el gobierno de Carlos Menem, hasta los tres que quedaron conRicardo Lorenzetti y Juan Carlos Maqueda, tras el final de Cristina Kirchner.

Además, Highton se refirió con detalle a las tareas que puso en marcha y lleva adelante en materia de protección de los derechos de las mujeres yconcientización de las problemáticas de la violencia doméstica. Responsable de crear dos oficinas ad hoc para tratar estas demandas sociales que surgen desde "la calle" –como resalta en la entrevista– la jueza señala los desafíos que tiene la Argentina como sociedad para romper con una cultura machista que actúa como telón de fondo para los femicidios.

Los siguientes son los extractos más destacados del diálogo de Elena Highton de Nolasco en los estudios de InfobaeTV:

La jueza Elena Highton de Nolasco estuvo en el ciclo Justicia Abierta de InfobaeTV (Adrián Escandar)

–¿Cuál es para usted el número más apropiado para que la Corte tenga un mejor funcionamiento?

–Yo estuve con tres, con cuatro, cinco, hasta nueve, con todos los números. Uno trabaja con lo que sea, no es lo más relevante, aunque un número muy grande no conviene, porque tarda más todo, pero creo que con cinco estamos bien, ahora se van a integrar los dos nuevos. Si el Congreso decide que sean siete, serán siete, pero tampoco que sean 21 o 24 –porque hay proyectos de toda clase–, porque no sería un verdadera Corte, sino una Cámara de Apelaciones. Creo que un número chico permitiría tener una Corte plena, que se reúna siempre en plenario. Para mí, con cinco estamos muy bien.

–En breve van a sumarse a la Corte Horacio Rosatti y Carlos Rosenkrantz, ¿ya pudo reunirse con ellos?

–A mí me visitaron los dos. Hoy (por el jueves) vino el doctor Rosenkrantz y hace dos o tres días estuvo Rosatti, que va a jurar el próximo miércoles, ya. Rosenkrantz lo va a hacer después de la feria.

–¿Cuál es su opinión sobre el tema del pago del Impuesto a las Ganancias por parte de los jueces y demás integrantes del Poder Judicial?

–Hubo esta semana una convocatoria de la Corte para debatir el tema, con todos los jueces, magistrados, la Junta Federal de Cortes, asociaciones de magistrados, el gremio, la Procuración, la Defensoría y otras agrupaciones; es para debatir el tema. Se acaba de formar ayer una comisión que va a hablar con el Ministerio de Justicia y con la AFIP para buscar una solución, porque no es fácil el asunto.

–¿Pero para usted los jueces deben pagar Ganancias?

–Creo que hay que pagar, aunque no se puede de un día para el otro descontar un tercio del sueldo. Además, la rebaja para los sueldos de los jueces sería inconstitucional, pero habría que ver cómo se soluciona, porque hay buena voluntad para solucionarlo.

–¿Qué piensa de la relación entre jueces y medios de comunicación?

–La relación con los medios es buena. Siempre hay medios más serios que otros, y mientras informan bien y no inventan, es importante su función. Ahora está la agencia de información judicial, que informa y que los medios la toman como una fuente confiable. Después, otras noticias lo dice un juez, lo conversan con los periodistas. Lo que importa es que los medios no inventen, como a veces puede ocurrir.

–¿Para usted los jueces están preparados para tratar con los medios?

–Se han dado cursos y hay experiencias para ayudar a los jueces a saber cómo tratar con los medios. Hay intercambio de jueces y periodistas que son muy fructíferos. De todos modos, hay jueces que tienen miedo porque no es fácil. Algunos periodistas a veces insisten, insisten e insisten, y para el juez que no está canchero es difícil, por eso le tiene miedo y por eso no quieren contestar.

La jueza Highton de Nolasco alertó sobre la necesidad de cambios culturales para erradicar el machismo que deriva en casos de femicidio (Adrián Escandar)

–¿Cuál ha sido el trabajo que desarrollaron las oficinas de violencia doméstica y de la Mujer que usted impulsó?

–La Oficina de Violencia Doméstica es un cuerpo especializado de peritos, médicos, abogados, psicólgos y asistentes sociales que están para asistir a las víctimas. Entra la gente de la calle y es asistida a cualquier hora, sábado, domingo, feriado. Hacen un análisis de riesgo y le dan la ayuda que necesitan, con una respuesta inmediata. Por otro lado, está la Oficina de la Mujer que, más que nada, capacita y genera campañas de concientización de lo que es la cuestión de género. Esto atraviesa a todas las capas sociales y actividades. Todos los empleados en la Justicia tienen que saber de género, tienen que saber del trato a las compañeras y hacia el público mujer. En algunos casos las abogadas son peor tratadas que los abogados. Todo eso debe erradicarse, porque no hay que discriminar.

–También se difundieron trabajos e investigaciones desde esas oficinas…

–Así es. El último registro de femicidio dejó 235 casos, contra 225 que hubo el año pasado. Esto demuestra que, pese a la marcha de #Niunamenos, todavía falta mucho por erradicar este drama, donde la tragedia más grande son los chicos que quedan sin madre, huérfanos. Esto es lo peor de todo, porque a veces quedan al cuidado del padre, que es quien mató a la madre. Es así porque algunos jueces deciden eso porque los padres tienen la patria potestad. Sabemos que en el último año 221 chicos se quedaron sin madre, hubo 40 condenas por violencia doméstica, 7 u 8 sobreseimientos y ninguna absolución.

–¿Ahora hay más violencia que antes o hay más conciencia?

–Se está reportando más la violencia doméstica. En eso los medios han acompañado mucho. Se acabó eso de "la maté porque estaba celoso" o "la maté porque miró a otro". Ahora se sabe que no la puede matar a una mujer por más que esté celoso y tampoco puede maltratarla, física, simbólica, psicológica, social o sexualmente. Son conductas que no deben existir. Las mujeres ahora se dan más cuenta porque saben y denuncian más.

Coment� la nota