elecciones en el suoem Por primera vez en 14 años habrá una lista opositora a Daniele

La encabeza Ariel Quiñone, delegado gremial de Recursos Tributarios, que supo surgir del “riñón” del actual secretario general del sindicato, pero fue marginado de la última comisión directiva. Las elecciones son el próximo 11 de diciembre.
Aunque a Rubén Daniele nunca le faltaron críticas por su permanencia ininterrumpida por 24 años al frente del Sindicato Unión Obreros y Empleados Municipales (SUOEM), lo cierto es que pocas veces debió enfrentarse a un opositor en las urnas a la hora de renovarse las autoridades sindicales.

La última vez que esto ocurrió fue en 1994, precisamente hace 14 años, cuando surgió una lista antagonista que no obtuvo los votos necesarios para desbarrancarlo de la cúspide de uno de los gremios más combativos que tiene Córdoba.

Pero el 11 de diciembre próximo este “hito” se repetirá cuando sean dos las listas que pugnen por ocupar los cargos a autoridades máximas del SUOEM. Es que además de la Lista Nº 1 Verde encabezada por Rubén Daniele, estará la Lista Nº 8 Naranja que propone a Ariel Quiñone como secretario general del sindicato.

Si bien había trascendido que una tercera fuerza opositora a Daniele había reservado el Nº 4 y el color Blanco para competir en estas elecciones, anoche sus referentes acordaban junto a Quiñone integrar una lista conjunta para unir fuerzas contra el persistente secretario general. Y al cierre de esta nota, se aprestaban a ingresarla ante la Junta Electoral en virtud de que los plazos para presentación de listas vencía a las cero horas de hoy.

No le faltarán adeptos a Quiñone, actual delegado del área de Recursos Tributarios del Municipio y conocido dirigente del SUOEM que surgiera del “riñón” propio de Daniele, ya que integró la comisión directiva del sindicato en la gestión 2003-2006. Es que dentro del sindicato hay varios detractores al enérgico secretario general, quien en más de una oportunidad se jactó de “dirigir” los destinos del Palacio 6 de Julio y tener “más poder” que el intendente de turno.

Nada dura para siempre. Bien lo sabe Martín Carabajal, quien hace pocos días perdió el liderazgo del gremio de Judiciales (AGEPJ) que sostuvo tras trece años como secretario general, en manos de una lista de unidad conformada por las agrupaciones Naranja, Bordó y Confluencia que encabezaba una dirigente de izquierda de 26 años: Irina Santesteban.

Quizás haya sido este panorama el que haya alentado a Quiñone, a armar su lista detractora y medir su poder en las urnas, con el claro objetivo de vencer una hegemonía que, de renovarse, haría que Daniele alcanzara los 27 años ininterrumpidos frente a la secretaría general del SUOEM.

Cabe recordar que quien resulte electo en los comicios del 11 de diciembre, deberá ejercer el liderazgo gremial por los próximos tres años. Y en la campaña en pos de conseguir votos, Quiñone contará con dos cuestiones a su favor. La primera es que las elecciones gremiales se desarrollarán mucho después del reciente 9 por ciento de incremento salarial y justo antes de que el SUOEM se siente a negociar un reajuste; siendo esta “facilidad” de lograr aumentos en los peores momentos económicos de la Municipalidad de Códoba, una de las armas que fortaleció la imagen de Daniele ante los electores.

La segunda es conocer en profundidad a su contrincante, al haber sido parte de la comisión directiva del SUOEM bajo los mandos de Daniele durante el período 2002 -2005, siendo “marginado” de la actual.

Las listas están presentadas, la incógnita que surge es si podrá Quiñone flaquear la fortaleza de Daniele en el SUOEM y convertirse en su “Santesteban”.

Comentá la nota