Elecciones adelantadas en Florida: Obama lanza la última ofensiva

Es porque algunos sondeos anticipan que la pelea con McCain está allí muy pareja.Por: Ana Baron
Muchas veces se ha comparado al estado de Florida con América latina por la alta proporción de hispanos que viven en su territorio. Sin embargo, el gran interés que hay en Florida por las elecciones presidenciales que tendrán lugar el 4 de noviembre próximo es diametralmente opuesto a la indiferencia que hay en nuestra región, según encuestas de opinión.

Mientras que ayer hubo una altísima participación en las elecciones que están teniendo lugar por adelantado en Florida, un sondeo realizado para Zogby indicó que más del 50% de los latinoamericanos interrogados no sabe cuál de los dos candidatos presidenciales prefiere o simplemente no quiso contestar.

En junio, un sondeo realizado por el Centro de Investigaciones Pew estableció que, de todos los países de nuestra región, es en Argentina donde hay más gente a la que no le interesa saber quién será el nuevo presidente de Estados Unidos. Sólo un 10% dijo que estaba interesado.

Pero eso no es todo. Mientras que los sondeos indican que en Florida la batalla entre Barack Obama y John McCain está muy pareja, con algunos sondeos dándole la ventaja al demócrata y otros al republicano, en América latina gana Obama con una mayoría absoluta.

Los demócratas del estado de Florida, de hecho, tienen un trauma. Desde que el ex vicepresidente de Bill Clinton, Al Gore, perdió las elecciones en 2000 en el condado de Palm Beach por un problema de papeletas de voto, todavía no han podido redimirse. "Pero este año será diferente", dijo a Clarín la semana pasada Joe Romero, un activista demócrata. "Yo jamás he visto una organización semejante a la que Obama ha establecido en este estado. Este año vamos a ganar", comentó.

Algunos sondeos de opinión coinciden con Romero. Muestran que Obama va hasta 6 puntos arriba, pero esta ventaja se ha ido reduciendo y un sondeo de la CNN dado a conocer ayer indicó que McCain tiene ahora una ventaja de un punto. Es decir, la carrera está demasiado pareja como para poder saber quién va a ganar.

Es por eso, sin duda, que Obama decidió liderar la ofensiva personalmente ayer mediante un acto electoral en el Parque Bicentenario, situado al 1000 de la Avenida Biscayne de Miami, y durante una mesa redonda en la que defendió enérgicamente su plan económico para rescatar a la clase media de la crisis.

"Nos reunimos en momentos de gran incertidumbre en Estados Unidos", dijo Obama, que estaba sentado junto al presidente de Google, Eric Schmidt, y el ex titular de la Reserva Federal, Paul Volcker. Obama volvió a culpar a las políticas económicas de George Bush y a las de McCain, diciendo que -según su opinión- se preocupan más del bienestar de Wall Street que el del ciudadano común.

Florida es uno de los pocos estados en los que se puede votar por adelantado. La votación comenzó hace dos días y, de acuerdo con Obama, el flujo de electores fue récord. Solamente el primer día sufragaron más de 150.000 personas.

"Yo decidí que este año voy a votar temprano porque quiero evitar la colas", dijo a Clarín, Berta Palmieri, una colombiana que asistió el sábado a un acto electoral de Raúl Martínez, el candidato demócrata que tiene muchas posibilidades de derrotar al histórico cubanoamericano Lincoln Díaz Balard.

Lo que Berta no pensó es que hubo miles que hicieron el mismo cálculo. Ayer, la participación fue tan inusualmente alta que el propio Obama dijo que su campaña está trabajando junto a las autoridades para que todo se desarrolle sin problemas técnicos como los que hubo en el 2000.

La falta de interés en nuestros países por las elecciones se debe fundamentalmente al hecho de que los temas latinoamericanos han estado prácticamente ausentes de la campaña electoral. Según Zogby, toda la atención ha estado centrada sobre Irak y Afganistán.

En el sondeo de opinión de Zogby, entre la minoría que mostró interés ganó Obama en Costa Rica por el 44% contra el 9%; en Chile 43% a 9%; Uruguay, 39% a 7%; Colombia 38% a 16%; Panamá, 35% a 10%; Perú 31% a 11%; Argentina, 31% a 6%; Ecuador 30% a 9%; Guatemala, 27% a 11%; México, 27 a 9%; Honduras, 29 a 9%; Paraguay 26% a 11; El Salvador, 24% a 14; y Nicaragua 23% a 7. Brasil no participó en la encuesta.

Comentá la nota