El Ejecutivo vetó una ley y exceptuó al casino del Hyatt de pagar una tasa

Es porque esta sala de juegos ya paga un canon. Sin embargo, los casinos del Tower y del Sheraton sí deberán pagar.
El Gobierno exceptuó al Regency casino (hotel Hyatt) de pagar una tasa de inspección que había dispuesto la Legislatura a fin del año pasado cuando sancionó la Ley Impositiva. En cambio, los casinos privados Tower (San Rafael) y Enjoy (Sheraton, de Ciudad) deberán abonar esa tasa que está prevista en 3 centavos por peso ganado.

La decisión fue comunicada ayer a través del decreto número 93 que fue publicado en el Boletín Oficial. En el texto, firmado por el vicegobernador Cristian Racconto y el ministro de Hacienda, Adrián Cerroni, consta el veto a dos artículos de la Ley Impositiva: el 29 y el 30.

El primero establecía la aplicación de la tasa de fiscalización para los casinos creados por las leyes 6.659 y 7.010, por la que se construyó el Regency, y fue rechazado por el Ejecutivo por entender que ese casino ya paga un 3,78% de canon según lo estableció el contrato de concesión, y por lo tanto, estaría pagando dos veces, de acuerdo al argumento oficial.

"Por el artículo citado se establecen cargas tributarias adicionales no contempladas en el contrato original, lo que generaría reclamos por parte de los concesionarios", dice el Boletín Oficial. Ese argumento ya lo había anticipado un senador oficialista en la sesión legislativa donde se incorporó la tasa para todos los casinos privados.

Como el Ejecutivo no vetó el artículo 28, que contempla el pago de la tasa de fiscalización para los casinos creados por la ley 5.775, el Tower y el Enjoy deberán desembolsar los 3 centavos por peso ganado al Instituto de Juegos y Casinos que van destinados para la inspección de casinos.

Según explicaron en Casa de Gobierno, "ahora todos los casinos deberán pagar lo mismo, sino, el Hyatt quedaba en desventaja", sostienen. Pero la oposición no comparte la mirada oficial. El presidente del bloque de senadores del Confe (Consenso Federal), Aníbal Rodríguez, sostuvo que "no es lo mismo pagar una tasa de fiscalización que un canon, son conceptos distintos". Según el legislador, desde el Confe pidieron "un informe detallado al Juegos y Casinos de lo que deberían pagar los casinos".

Pese a los dichos de Rodríguez, el cobismo no insistirá con el rechazo al veto, para el que es necesario juntar la voluntad de los dos tercios de los legisladores presentes en el recinto. "Para mí, el Ejecutivo debería haber vetado también el 28 ya que ahora, el Tower y el Enjoy pueden hacer planteos de inconstitucionalidad", indicó Rodríguez.

El Ejecutivo también vetó el artículo 30 que establecía que el Consejo Tributario Provincial debía expedirse sobre la aplicación de las tasas. Como fundamentos, el Gobierno sostuvo que se trata de un órgano de carácter "consultivo" y por lo tanto, no puede expedirse sobre la aplicabilidad de dos artículos ni fijar la vigencia de los mismos como estableció el Senado.

Crearon una comisión

Desde el mes que viene comenzará a funcionar en Diputados una comisión de seguimiento de políticas de juego. La comisión surgió el año pasado, tras los polémicos debates que se dieron en la Legislatura en torno a la apertura de los nuevos casinos (que incluyó la sanción de una norma vetada por el Gobernador que evitaba que se abrieran nuevas salas de juego) y tendrá la particularidad de estar integrada por los jefes de cada bancada.

Como presidente de la comisión fue nombrado el demócrata Alberto Sánchez, quien preside su bancada. Sánchez es autor de un proyecto que tiene sanción de Diputados que prohíbe la apertura de nuevos casinos por diez años.

Comentá la nota