El Ejecutivo riograndense analiza ir a la justicia para cobrar la deuda

Ante el incumplimiento de lo convenido y la falta de respuesta por parte del Gobierno provincial, el Ejecutivo municipal analiza apelar a la Justicia para poder hacerse de los casi 30 millones de pesos que tiene en acreencia por fondos coparticipables. Si es necesario «se recurrirá a la Justicia para que el Municipio pueda cobrar la deuda y volcar gran parte de ese dinero a solucionar un problema que el Gobierno no puede resolver», dijo el intendente Martín.
En los últimos días se conocieron nuevas intimaciones por parte del Municipio de Río Grande hacia el Gobierno provincial, reclamando el pago de la deuda de unos 30 millones de pesos; y sobre esto el intendente Jorge Martín insistió que «seguiremos todos los pasos legales que correspondan», incluso sostuvo que si se debe recurrir a la Justicia «se hará».

«Cada vez hay mayores inconvenientes con el tema habitacional y no vemos que la provincia pueda resolverlo, que es lo que debería hacer, pero todavía ni siquiera se puede entregar Chacra XIII ni existe esperanza que salgan nuevos planes habitacionales. Muchos se llenan la boca hablando de la situación en la que vive la gente, pero no se preocupan por resolverlo; pero el Municipio ha encarado esto con firmeza, faltan fondos y si nos pagan la deuda eso será destinado a suplir las falencias que ha generado el Gobierno de la provincia con respecto al tema habitacional», repitió.

«Todos sabemos que la situación económica es complicada, pero eso no quiere decir que no podremos hacer nada, hay que hacer algo, gestionar ante Nación, pedir a los representantes en el Congreso que presionen y lleguen fondos a Tierra del Fuego; y que tenga la capacidad de gestión la provincia para dar respuesta a la demanda», insistió el Intendente de Río Grande.

«Tierras del Municipio ya tiene más de 5 mil inscriptos y si tuviéramos que inscribir a todos estaríamos superando los 8 mil, entonces cómo un Municipio puede resolver este problema solo», se preguntó.

«Insistiremos con el pago de la deuda, porque confié en la palabra del Ministro de Economía (Crocianelli) y resulta que hace más de dos meses que no atiende el teléfono a ningún funcionario municipal; no sé si tiene instrucciones, pero como Ministro lo mínimo que podría hacer es atender el teléfono. Por eso ahora todo se hace a través de cartas documento», señaló.

Al mismo tiempo, Martín confirmó que si es necesario «se recurrirá a la justicia para que el Municipio pueda cobrar la deuda y volcar gran parte de ese dinero a solucionar un problema que el Gobierno no puede resolver».

«En el año 2007 dimos un claro ejemplo de decisión con la entrega de 756 lotes. Hemos resuelto todos los problemas que le correspondían a la ciudad, pero por estar ligados con otros organismos -como a nivel nacional por el tema del gasoducto- ahora no tenemos el gasoducto y estamos peleando cómo hacer para que las familias de Chacra XI tengan gas; el tema de las cloacas era algo que debía resolver el IPV con Nación, no lo hicieron, y ahora el Municipio destinará 14 millones de pesos para resolverlo», recordó.

Respecto a la posibilidad de realizar una presentación ante la Justicia para el cobro de la deuda por fondos coparticipables retenidos y teniendo en cuenta el antecedente producido durante la gestión de Jorge Colazo, el Intendente entendió que el Gobierno debería resolver rápido, «lamentablemente porque sabemos la situación de la provincia, pero tampoco sabemos cuál es el rumbo económico, sólo vemos manotazos para ver cómo llegan a un mes, y eso no puede ser».

«Algunos se llenan la boca hablando de la situación en la que vive la gente, pero no se preocupan por resolverlo. El Municipio ha encarado esto con firmeza, pero faltan fondos, y si nos pagan la deuda eso será destinado a suplir las falencias que ha generado el Gobierno», dijo Martín.

Comentá la nota