El Ejecutivo investiga si hubo negligencia o error en la colocación del mármol en el monumento

Desde el Municipio anticiparon que podrían contratar un perito externo para evaluar los trabajos efectuados. El doctor Itoiz manifestó que si se comprueban responsabilidades laborales podría haber sanciones para empleados o funcionarios. "Fue un milagro de Dios" manifestó el hombre que auxilió al niño de seis años que sufrió golpes por el desprendimiento de la pieza.
Un día después de lo ocurrido en la plaza "Domingo Faustino Sarmiento" en el barrio Belgrano de nuestra ciudad donde una placa de mármol de 300 kilos de peso provocó heridas el martes a la tarde a un niño de seis años que jugaba en el lugar, el secretario general y de seguridad del Municipio, Damián Itoiz, dijo que "el doctor Carlos Lombardi, pediatra y director de Salud se comunicó con la familia y pudimos saber que no tiene un compromiso serio el menor pero igual expresamos nuestro desa-grado por la situación que se produjo porque evidentemente hubo una falla en esta refacción que se estuvo llevando adelante en la plaza Sarmiento".

Indicó que el intendente Mario Meoni dispuso iniciar un sumario para investigar el hecho ya que "evidentemente hubo algún error o negligencia", dijo el funcionario municipal, quien además expresó que "este tipo de cosas no puede volver a suceder porque no podemos depender de la suerte".

En torno a la investigación sumarial dispuesta por el intendente Meoni, Itoiz explicó que "la secretaría correspondiente que en este caso es Obras y Servicios Públicos, llevará adelante las medidas periciales vinculadas a los materiales" a la vez que anticipó la posibilidad de que se contrate a un perito particular como así también se convocará a declarar a quienes trabajaron en esa obra y comprobar si existe "alguna responsabilidad a partir de alguna negligencia o elemento que haya sido utilizado en mal estado o usado para algo que no correspondería ya que una placa de mármol no puede desprenderse".

Señaló el secretario general y de seguridad también que el sumario se hace para comprobar responsabilidades laborales y si se comprueban de parte de algún empleado o funcionario municipal también hay sanciones para quienes puedan estar responsabilizados por este hecho.

Las explicaciones de Pinedo

Por su parte, el secretario de Obras y Servicios Públicos, arquitecto Agustín Pinedo, dijo que concurrió a la plaza Sarmiento en la tarde del martes junto a personal municipal para verificar el estado de las otras placas de mármol con el fin de adoptar medidas preventivas.

También señaló que "esto será objeto de pericias y habrá un sumario interno administrativo. Se aportarán todas las pruebas necesarias al área legal del Municipio y hasta se podría contratar a un perito externo".

Manifestó que no podía establecer fehacientemente las causas y señaló que "podrían deberse a factores como que el material podía estar vencido, que no tuvo la adherencia suficiente, que no se colocó el material suficiente y además debido a que ahora se utilizan materiales nuevos como adhesivos plásticos que podían estar un poco vencidos y la acción del sol calentó la pieza y provocó que se despegara".

Estado del pequeño

En tanto, DEMOCRACIA se comunicó ayer con la mamá del pequeño Guido Pinelli Balla -de seis años-, quien manifestó que su hijo se encontraba bien, habiéndosele realizado estudios y placas radiográficas pertinentes comprobándose que no había lesiones óseas aunque sí aplastamiento de tejido por el golpe recibido.

Vale mencionar que el intendente Meoni se mostró indignado en la misma tarde del martes al ser informado por el accidente ocurrido en la plaza Sarmiento del barrio Belgrano, donde una placa de mármol cayó sobre un niño de 6 años que jugaba en el monumento del prócer que le da nombre a dicha plaza.

"Me siento indignado por lo sucedido, ésta es una grave falencia de construcción en las reformas que se están realizando en esta plaza. Estas cosas no pueden ocurrir. No se trata de detalles estéticos, se trata de cuestiones de seguridad que no se pueden pasar por alto", aseguró Meoni.

Además, agregó que "apenas me informaron de lo sucedido, ordené la instrucción de un sumario para determinar las causales y las responsabilidades. Además le ordené a varios de los funcionarios municipales que se pongan a disposición del niño y de su familia y me mantengan al tanto de la evolución de estado".

Relato

Daniel Faustino vive en barrio Capilla de Loreto en una de las viviendas entregadas hace poco tiempo en el marco del Plan Federal. Fue la persona que se acercó a auxiliar al pequeño debido a que estaba mucho más cerca de él en el momento de desprenderse la placa de trescientos kilos.

En diálogo con el noticiero de Canal 6, contó Faustino que el día martes fue a pasear " porque la plaza estaba muy linda, la habían arreglado. En ese momento me encontré subiendo la escalera con el nene, en el muro, porque querían jugar ahí. Había dos nenes que estaban jugando con unos camioncitos y veo que la placa se venía encima y no alcanzo a soltar al nene mío para subir y que no agarre a esta criatura y les pego el grito para que se corrieran pero no alcanzaron. Estaban sentados. Se le cae encima esta placa, así como si nada, como si no hubiese estado pegada y alcanzo a gritarle y se la saco de encima, la levanto y pido ayuda. Justo estaba una señora con los nenes y me lo saca al chiquito de abajo y alcanzo a largar la placa".

Siguió comentando que "era muy pesada y creo que en ese momento yo era el único hombre que había en la plaza porque antes había otro pero que se había retirado y todas eran mujeres".

Daniel Faustino señaló que "en dos segundos que la saqué de ahí (a la placa), la mujer lo retira al nene y le veo la espalda con more-tones. Bastante rápido. En seguida se le puso morado y se raspó por lo que vi en ese momento".

El nene estaba consciente, lloraba sí. Nosotros estábamos preocupados por el golpe, lo que le podría haber pasado, en la espalda, en la cintura, preguntábamos todo el tiempo si realmente movía las piernas. Lo máximo que estaba era a un metro y medio, más no, porque estaba en el segundo o tercer escalón y alcanzo a largar al nene mío, que tiene un año y medio, pero ya era tarde, por más que no hubiese tenido al nene de la mano no hubiese llegado tampoco porque la placa cayó a gran velocidad, como si nada y estamos hablando de trescientos kilos".

Luego de estos momentos de gran tensión siguió contando Daniel que "los chicos estaban asustados, se había llenado de gente. Y yo estaba muy preocupado porque lo vi al nene que se le había puesto morada la espalda en el momento, ahí Lloraba. La verdad que me había asustado".

"A cualquier padre que le pase esto es feo. A mí se me vino el alma abajo porque yo pensaba cualquier cosa. Le podría haber pasado a cualquiera de ellos, de mis nenes u otros", reflexionó.

Recordó que "lo primero que atiné a decir es que llamaran a la Policía que estaba enfrente que por ahí ellos son más rápidos, tienen la comunicación más rápida que uno. Y la ambulancia no tardó mucho aunque en ese momento los minutos parecen eternos. Yo pensé que no llegaba más pero sí, llegó la ambulancia y lo atendieron, preguntaban si la criatura movía las piernas, si estaba bien".

"En todo momento yo pensaba qué hubiese pasado si le tocaba a una criatura más chiquitita como el nene mío. Yo venía ahí, venía subiendo el muro con mi hijo que tiene un año y medio…me lo mata", siguió diciendo Daniel Faustino en su relato donde reconstruyó los momentos de gran tensión vividos el martes por la tarde.

"Yo mucho no entiendo de albañilería. Sí, sé que está mal pegada, mal porque no se puede caer así como así. Yo calculo que esa placa tiene que estar sí o sí amurada con tornillo y tapones de bronce o algo así", afirmó.

Consideró que "la inseguridad está en todo momento pero lo que menos me imaginaba era que se pudiera haber caído esa placa así de esa manera, no coordino cómo puede haber caído así porque sí. Me alegra que el nene esté bien. Creo que fue un milagro de Dios y espero que no pase a mayores circunstancias. Dios me puso en el momento indicado. Muchas veces no estamos, pero esta vez sí", concluyó emocionado.

Comentá la nota