El Ejecutivo asegura que la gobernadora Ríos llamó a la ATE a una reunión y el gremio se negó

El ministro de Gobierno, Guillermo Aramburú, reveló que la gobernadora Fabiana Ríos se comunicó telefónicamente con el secretario general de ATE Río Grande, Carlos Almirón, para ofrecerle sentarse a dialogar, y que el dirigente se negó a hacerlo.
El funcionario precisó que la conversación se produjo luego de la reunión realizada en Casa de Gobierno, en la que el secretario general de ATE Ushuaia, Carlos Córdoba, se levantó de la mesa donde se barajaban distintas posibilidades para destrabar el conflicto con los directores que se desempeñan en el edificio gubernamental. "Aún después de semejante desplante, contradictorio con el constante pedido de diálogo que formulan las asociaciones sindicales, la gobernadora lo llamó a Almirón para mantener un nuevo encuentro, y la respuesta fue negativa", explicó el ministro.

No obstante, el Ministro aclaró que "la gestión sigue apostando al diálogo como única vía superadora de los conflictos".

Comentá la nota