EEUU negó haber avalado el ataque en Gaza

EEUU negó haber avalado el ataque en Gaza
El vicepresidente de Estados Unidos, Dick Cheney, dijo que Israel no pidió la "autorización o aprobación" del Gobierno estadounidense antes de emprender la invasión terrestre de la franja de Gaza este fin de semana.
"No nos pidieron autorización o aprobación", dijo Cheney en declaraciones a la cadena de televisión CBS, a lo que añadió que Israel no informó a EEUU de lo que planean hacer o "cuándo planean hacerlo".

La invasión terrestre se produce tras más de una semana de bombardeos aéreos que se cobraron la vida de más de 500 palestinos y con la que Israel quiere poner fin al lanzamiento de misiles desde Gaza por parte del movimiento islamista Hamas.

Durante ese mismo periodo los misiles de Hamas causaron la muerte de cuatro israelíes y heridas a varias docenas.

Cheney afirmó que los líderes israelíes probablemente decidieron que la campaña aérea no era suficiente para destruir los sitios de lanzamientos de misiles.

"Creo que probablemente decidieron que para perseguir a esa organización terrorista (Hamas) no era suficiente una campaña aérea y tenían que lanzar una operación sobre el terreno si querían eliminar los sitios desde los que se han lanzado los misiles contra Israel", indicó el vicepresidente estadounidense.

Israel ha dicho durante mucho tiempo que "no querían tener que actuar (...), pero si el lanzamiento de misiles no cesaba sentían que no tenían otra opción más que la de pasar a la acción", afirmó el número dos de la Casa Blanca en referencia a la mayor operación militar de Israel desde su guerra con Líbano en el 2006.

"Desde el punto de vista de los israelíes los enemigos no son los palestinos sino Hamás", destacó Cheney.

Añadió que Washington está preocupado por las dificultades que afrontan los palestinos.

"En cierta forma ellos también son víctimas de Hamas", afirmó.

Reiteró, en línea con lo señalado en los últimos días por la Casa Blanca y el Departamento de Estado, que cualquier alto el fuego debe de ser "sostenible" y "duradero".

"Hamas tiene que dejar de lanzar misiles contra Israel y no creo que vaya a haber un alto el fuego viable hasta que estén preparados para hacer eso", subrayó.

EEUU insistió en las consecuencias de la guerra para la población civil, pero mantuvo su firme apoyo a Israel al culpar de lo ocurrido a Hamas, una organización que ha pedido la destrucción de Israel.

Comentá la nota