En Eduardo Castex prohíben el uso de las bolsas plásticas

Los comercios no podrán expender más bolsas de polietileno artificial no biodegradable. Los supermercados e hipermercados en seis meses tendrán que cumplir la nueva ordenanza. Los locales más pequeños tienen un año.
La municipalidad de Eduardo Castex adhirió a la ley provincial 2455 para prohibir dentro del ejido local el uso de bolsas de polietileno, polipropileno y todo polímero artificial no biodegradable y/u oxidegradable, "con destino a contener los productos o mercaderías despachados por comercios mayoristas y minoristas".

La ordenanza fue sancionada por los concejales, en la última sesión ordinaria del jueves. Allí quedó establecido que las bolsas mencionadas serán reemplazadas por otras confeccionadas con materiales biodegradables, que resulten compatibles con la minimización del impacto ambiental negativo. Solo quedaran exceptuados de estas prohibiciones aquellos envases en los que las mercaderías a contener sean alimentos húmedos elaborados o preelaborados, o que por cuestiones de salubridad y seguridad no puedan ser reemplazados.

Los ediles dejaron establecido que el departamento Ejecutivo local deberá designar la autoridad de aplicación de esta ordenanza y la reglamentara en un plazo no mayor a los 120 días. "En caso de incumplimiento, la autoridad de aplicación actuará conforme a lo que indique la reglamentación y aplicando las sanciones correspondientes", dice la normativa.

La legislación municipal establece que esta ordenanza comenzará a regir dentro de seis meses para los supermercados e hipermercados. En tanto, los almacenes, autoservicios, despensas y comercios en general tendrán un plazo de 12 meses para comenzar a cumplir estos requisitos.

Impacto ambiental.

Los concejales castenses aprobaron la adhesión a la legislación provincial porque consideraron que "tiene por finalidad prevenir y reducir" el impacto sobre el medio ambiente que generan "las bolsas de polietileno" en la comunidad. "Es parte del deber de garantizar a todos los habitantes de la localidad, el derecho constitucional de gozar de un ambiente sano y equilibrado", indica la ordenanza.

También, los ediles dejaron constancia de que uno de los problemas más importantes de la contaminación ambiental "es la presencia de grandes cantidades de polietileno en los basurales". Y agregan que "existe una responsabilidad ineludible por parte de los vecinos, comerciantes y Estado en la disminución de polietileno disperso en el ambiente como material contaminante".

Comentá la nota