El Edelweiss quiere construir un Apart Hotel cinco pisos más alto de lo que permite el Código

Los propietarios del conocido Hotel Edelweiss presentaron en el área de Obras Particulares de la municipalidad un proyecto para construir un Aparta Hotel en la calle Vicealmirante O’Connor.
La iniciativa está siendo sometida al Rango III y deberá pasar por una audiencia pública. En toda la cuadra hay edificios más altos de lo permitido. Si ya estuviese en vigencia la normativa de Plusvalía Urbana el proyecto generaría obligaciones económicas a los privados y a favor del Estado municipal.

Con la intención de ampliar su oferta hotelera, los empresarios del tradicional Edelweiss proyectan construir un Apart Hotel cuatro estrellas, con vista al lago Nahuel Huapi, ubicado en la calle Vicealmirante O´ Connor al 300.

Según el Código de Planeamiento Urbano de 1995 este proyecto superaría parámetros como la “invasión del tercio libre”, donde se requiere dejar un tercio del terreno sin edificar. Sin embargo al observar las construcciones de la cuadra, todos los edificios serían antirreglamentarios ya que fueron construidos antes de que se implementara el nuevo código, y están ocupando todo el terreno.

“En este caso no tiene sentido que se deje el agujero”, es decir un espacio vacío entre dos edificios, admitió ante ANB la arquitecta Nora Falcone, asesora del Bloque ARI, y miembro de la Unidad Coordinadora del Concejo de Planificación Municipal y agregó que modifica el proyecto de obra “no genera perjuicio para el entorno y sí para ellos”.

Además, el proyecto del Apart Hotel implicaría la construcción de cinco pisos más de lo que permite el código. Según la normativa, en la zona se autorizaría una construcción de 16 metros de altura (equivalente a cinco pisos), mientras que los planos de la iniciativa plantean 32 metros de altura, es decir 10 pisos.

Este punto es uno de los más cuestionados dentro del Consejo de Planificación, aunque existe cierta flexibilidad para analizar el caso, ya que la reglamentación también prevé la figura de “adecuación al hecho construido”, que permite que, observando las fachadas de la zona, la obra se iguale –en este caso en su altura- a lo que ya está edificado.

“Urbanamente es mejor que se complete la fachada pero genera beneficio para el empresario”, sostuvo Falcone y dijo que “a partir de estos ejemplos surge la necesidad de implementar la ‘plusvalía urbana’ donde se genera un beneficio para los particulares y se solicita también que vuelvan beneficios para el resto”.

Según el concejal del ARI, Darío Rodríguez Duch, autor del proyecto de “plusvalía urbana” que se encuentra en tratamiento en el Concejo Municipal, estos proyectos se aprobarían antes que este vigente la ordenanza impulsada.

Duch manifestó a este medio que la idea del proyecto “no es quitarles el negocio a los particulares pero tiene que haber un cambio de mentalidad”, en el sentido de generar con las autorizaciones recursos para que el Estado municipal destine a obras de carácter social.

Para Duch hasta ahora “todas las excepciones se aprobaron en una oficina a cambio de nada, o a cambio de corrupción”.

Según la Resolución Nº 00005160, el próximo 15 de diciembre se someterá la iniciativa de construcción del Apart Hotel a una audiencia pública.

En tanto, también el Supermercado La Anónima presentó un proyecto que se encuadró desde Planeamiento dentro del Rango III, y será analizado en audiencia pública. Se trata de la obra de construcción de un depósito de mercadería que funcionaría como Centro de Distribución Regional.

Sin embargo, los metros que se pretenden construir superaran lo permitido por el código. “Aquí se da una situación especial”, explicó a ANB Estela Arias, subsecretaria de Gestión Urbana de la municipalidad, “porque no se permiten 1200 metros cuadrados de uso de deposito en esa área pero, no tenemos otro lugar”.

En este caso, la convocatoria a debate público –Resolución Nº 00005162- es para el 19 de diciembre. (ANB)

Comentá la nota