Edelap está en la mira del Gobierno

Una auditoría oficial descubrió irregularidades en beneficio de la multinacional de origen estadounidense AES, dueña del 90% de la distribuidora
Funcionarios del Ente Nacional Regulador de Electricidad (ENRE) confirmaron a Criticadigital que el Estado denunciará este miércoles ante la Justicia a la Empresa Distribuidora de Energía de La Plata (Edelap) por supuestas "irregularidades contables" halladas durante una auditoría en la firma.

La presentación se hará un día después de que el ministro de Planificación, Julio De Vido, notificara al embajador de Estados Unidos, Earl Anthony Wayne, sobre la situación que atraviesa la compañía, propiedad de la multinacional estadounidense AES. Su filial en Argentina es conducida por el ex directivo de Repsol YPF, el ingeniero electromecánico Eduardo Dutrey. En la petrolera ocupó la Gerencia de Relaciones con Inversores.

La decisión oficial de llevar a la concesionaria ante los Tribunales se desprendió de la auditoría económico financiera que el ENRE realiza a todas las prestadoras de servicios que controla. Aunque el estudio sobre la distribuidora comenzó hace un mes, lo cierto es que el Gobierno ya había puesto bajo la lupa a la empresa luego de que un temporal dejara sin luz a gran parte de la capital platense, a fines de marzo pasado.

Según revelaron las fuentes consultadas por Criticadigital, la cartera que dirige De Vido analizó el informe del ENRE, que concluyó ayer, y consideró que “la irregular registración contable beneficia a AES y provoca un deterioro significativo en la ecuación económico-financiera de la empresa que impacta y pone en riesgo las inversiones necesarias para la prestación del servicio de provisión de energía eléctrica”.

“AES compró dos créditos que eran de Edelap en condiciones beneficiosas para el grupo y no desobligó a Edelap, manteniendo las condiciones originales de la deuda en lo que a intereses y actualización se refiere”, explicaron en Planificación.

Mediante esa supuesta maniobra se habría transferido la rentabilidad de Edelap hacia AES y hacia otras empresas que pertenecen a la multinacional, entre ellas, Luz de la Plata, a cargo del gerenciamiento. “Al mantenerse la deuda en concepto de intereses y actualizaciones, Edelap no sale del endeudamiento y no puede proyectar las inversiones necesarias para mantener el servicio”, aseguraron desde las oficinas vecinas al despacho de De Vido.

Al tratarse de una corporación estadounidense con presencia en todo el mundo (AES controla el 90% de Edelap), De Vido notificó ayer al embajador Wayne para advertirle que “se tomarán las medidas correctivas necesarias”.

Aunque trascendió la posibilidad de que el Gobierno podría dar de baja la concesión del servicio, voceros de Edelap desmintieron ante este medio esa posibilidad y calificaron las investigaciones del ENRE como "rutinarias".

A través de sus distribuidoras Edelap y Empresa Distribuidora de Energía Sur (Edes), el Grupo AES, que aterrizó en el país a principios de los '90, distribuye y comercializa energía eléctrica a más de 450 mil clientes en la provincia de Buenos Aires. A nivel operativo posee un total de 8 mil kilómetros de redes de baja, media y alta tensión en los partidos de La Plata, Berisso, Ensenada, Brandsen, Magdalena y Punta Indio.

MÁS DENUNCIAS. Por su parte, la comuna platense, a cargo de Pablo Bruera, se sumó a la embestida del Gobierno nacional y denunció a la empresa por “apagones masivos y falta de inversión en obras”.

"Denunciamos ante el ENRE apagones en la ciudad en forma voluntaria, que han dejado la vía pública en un 60 por ciento sin luz, lo que es muy grave para la seguridad pública", confirmó Bruera, que reveló que la distribuidora “no tiene interlocutores, a pesar de haber sido citados”.

El jueves pasado, mientras la temperatura atravesaba los rércords históricos, una parte del centro de la capital bonaerense sufrió un apagón desde las 11 hasta casi las 17. Aunque desde la empresa explicaron que “se tuvo que cambiar un transformador debido al exceso de la demanda”, el intendente sostuvo que se registraron fallecimientos por "falta de servicio y cables cortados sin reparar".

La presentación realizada por Bruera señala “el vaciamiento de la empresa y falta de inversión, con riesgo realmente importante para la población", además del programa de “vaciamiento de recursos humanos” que llevan adelante, que incluye “gente despedida”.

"En el momento de las inundaciones y caída de piedra (durante el invierno pasado) hubo 90 mil damnificados que tardaron entre 4 y 5 días en recuperar el servicio eléctrico; y en los últimos días, cuando se registraron 35 grados de calor, hubo cortes masivos y se tardó 72 horas en devolver la energía", detalló el intendente.

Bruera remarcó además que la empresa Edelap "no ha presentado un plan de obras, falta inversión". Sin embargo, voceros de la distribuidora desmintieron los dichos del jefe comunal y sostuvieron que “se confeccionaron los planes de contención, como todos los años, y fueron aprobados por el IRAM”.

Comentá la nota