Economista jujeño analizó el presupuesto para el 2010 aprobado por la legislatura

Tras la aprobación del presupuesto 2010 para Jujuy, el economista Carlos Aramayo brindó una lectura sobre la utilización que se dará este año de los recursos de los que dispondrá la provincia, haciendo notar que se contempla en la ley sancionada un crecimiento de los recursos mayor al que se dispuso para el conjunto de las provincias a nivel nacional, lo cual denota, según indicó una apuesta por conseguir recursos por fuera de lo presupuestado.
Además remarcó que no se modificaron cuestiones fundamentales como la adhesión al pacto fiscal 1 que permite a la nación retener un 15% de lo recaudado antes de distribuirlo a las provincias.

Aramayo señaló que "lo primero que hay que decir es que es un presupuesto, comparado con el de 2009, es un presupuesto que tiene un monto de aproximadamente 850 millones por sobre de lo presupuestado en el año 2009. Esto estima que crecen los recursos en aproximadamente un 25 %. Llama la atención que se haya proyectado este tipo de crecimiento de lo que van a ser los ingresos principalmente de origen nacional, sabiendo que la nación en el presupuesto 2010 aprobó que los recursos que se van a destinar al conjunto de las provincias argentinas va a ser solo un 6% superior a lo que se designó en 2009. La única lógica que uno puede encontrar para explicar estos números es que el gobierno provincial considere que va conseguir recursos por fuera de lo que es la coparticipación federal de impuestos, que provengan de otro tipo de decisiones políticas que tome el gobierno nacional. Léase Aportes del Tesoro Nacional (ATN), como recibió este año en forma creciente, para el año estimará que se recibirá en la misma proporción o quizás un poco más. Es la única explicación para ver la coherencia, si es que existe, entre lo que es el dibujo del presupuesto y lo que va a ser la realidad de los ingresos durante el año 2010" explicó.

Por otro lado "es probable que se incrementen los recursos de la coparticipación parcial de lo que es el complejo sojero, como va a haber inflación también puede incrementarse los recursos que provienen de la coparticipación vía IVA o impuesto a las ganancias. Además puede tener influencia el juego político de la oposición en el 2010 ya que ha habido presentaciones ante la corte suprema solicitando que se coparticipe de otra manera el impuesto al cheque, que actualmente solo se hace en un 30 %. También puede haber algún tipo de cambios en materia de pactos fiscales. Este presupuesto tendría que haber sido acompañado por una ley que derogue la ley provincial a través de la cual la provincia adhirió en 1992 al pacto fiscal 1, que le saca el 15% de los recursos antes de que se proceda a la distribución primaria de todos los impuestos que se recauda nacionalmente. No tengo noticia que hayan hecho eso, y estas son las cosas que hay que tener en cuenta" cuestionó el economista.

En igual tono dijo que "si las perspectivas apuntan a que vamos a un endeudamiento por 771millones – como se contempla en el presupuesto – habrá que ver cuales son los bancos que van a prestar y a que tasas. Ningún banco hoy va a querer prestarle a la provincia a menos de un 20 o 25 % anual, exigiendo que se garantice con la coparticipación federal que se retenga en Buenos Aires".

"Junto con eso – prosiguió - está el gran tema de la deuda pública. En este presupuesto hay que pagarle solo al tesoro de la nación atrasos de financiamiento desde el año 2005 en adelante, por un monto aproximado de 382 millones de pesos".

Para finalizar resaltó que "en materia de asignaciones para atender el sueldo del personal se estima que van a crecer en un 23% los fondos destinados a el personal, tanto de la administración central como de los municipios, y si esto es así va a estar con una pauta de aumento de 23 % sobre lo que se ha gastado en el año 2009 en materia de salarios".

Comentá la nota