Economista jujeño afirmó que es "una solución atractiva" la utilización de monedas locales en los intercambios comerciales del MERCOSUR

Nuestro medio dialogó en forma exclusiva con el ex ministro de economía de la provincia, Juan Gilberto Ljungberg, quien analizó los posibles beneficios de la utilización de las monedas locales en los intercambios comerciales del MERCOSUR, destacando que esta medida ya ha empezado a funcionar entre nuestro país y Brasil, y señalando que se trataría de "una solución atractiva".
Afirmó sin embargo que los montos registrados hasta el momento son muy bajos, ya que "va a llevar su tiempo que la gente se acostumbre a usarla", e indicando que seguramente en 5 años se podrían registrar volúmenes más importantes.

Ljungberg indicó que "el año pasado Argentina firmó un convenio con Brasil al respecto, que ha empezado a funcionar todavía con montos muy bajos, en el cual directamente, a través de un convenio entre los bancos centrales de ambos países, los importadores y exportadores de cada país pagan sus compras en su moneda local".

En cuanto al accionar de los bancos centrales, "hacen el cambio a la otra moneda local, sin pasar por una divisa generalmente usada, que es el dólar".

Respecto a los objetivos de este convenio, "esto tiene como propósito bajar los costos de transacción: o sea que cada vez que uno tiene que comprar dólares, y después venderlos y comprar reales, ahí hay diferenciales de cambio que encarecen la operación. Por otra parte, nuestros países históricamente han tenido restricciones de divisas, entonces es una forma de disminuir el impacto sobre el mercado de divisas, en la demanda de divisas en ambos países, lo cual contribuye a no presionar al alza al tipo de cambio".

Por lo tanto, "yo creo que es una solución atractiva, pero que va a llevar su tiempo que la gente se acostumbre a usarla, y seguramente en 5 años podríamos estar viendo volúmenes más importantes: hoy creo que no superan los 200 millones de dólares".

En lo que hace a la devaluación para favorecer la competencia de las exportaciones, "eso es lo que ha hecho la Argentina, pero evidentemente que toda competitividad basada en el tipo de cambio es una competitividad de patas cortas, porque se acaba muy rápido. Brasil no sólo no ha devaluado, sino que, en plena crisis internacional, ha revaluado y está exportando mucho más que la Argentina".

Es por eso que "la Argentina tiene que buscar ser competitiva a través de otros mecanismos, que es el aumento de la productividad, y no por la devaluación del tipo de cambio".

Comentá la nota