Duro informe opositor acusa al Gobierno de manipular la Justicia.

El Consejo de la Magistratura es utilizado por el oficialismo para afectar el criterio de imparcialidad de los jueces y para "negociar" con aquellos sobre los que pesan graves acusaciones. Esas son algunas de las conclusiones a las que llega un informe elaborado por la diputada Marcela Rodríguez, de la Coalición Cívica, ex integrante del Consejo, al que tuvo acceso PERFIL.
Esas irregularidades, se explica en el trabajo, se produjeron por ejemplo con el juez Federico Faggionato Márquez, denunciado por el propio oficialismo, pero cuyo proceso está "dilatado". Faggionato Márquez es quien citó a declaración indagatoria al candidato de Unión-PRO Francisco de Narváez, a un mes del comicio. De Narváez contraatacó recusando al magistrado, que acumula 38 pedidos de juicio político en el Consejo. En el ínterin, el juez dictó algunas resoluciones favorables

al Ejecutivo.

El dossier de Rodríguez se denomina "Consejo de la Magistratura, a más de dos años de su captura" y se propone demostrar que la reducción de los integrantes del Consejo de 20 a 13 miembros que promovió el gobierno de Néstor Kirchner no sólo no sirvió para agilizar el funcionamiento del organismo sino que "maniató a la Justicia".

El dossier expone estadísticas que contrastan el accionar del Consejo antes y después de la reforma. Entre los datos salientes del cuadro comparativo surge que la composición anterior a las modificaciones destituyó a 12 jueces contra uno de la actual gestión. Y sugiere que la apertura de causas en contra de jueces que luego no prosperan tendría como fin afectar la imparcialidad de los magistrados.

Rodríguez denunció, entre otras cosas, que el Gobierno promovió para cubrir las vacantes en los juzgados a candidatos que en orden de mérito estaban cuartos, relegando sin argumentos a los que registraban mejores calificaciones y antecedentes.

Eso sucedió, por ejemplo, en los concursos para cubrir las vacantes de los juzgados contenciosos administrativos federales 2 y 9 de la Capital Federal y el 4 de La Plata. "Allí se acumularon ternas y el Ejecutivo propuso a dos nombres que estaban cuartos en orden de mérito: se trata de los jueces Esteban Carlos Furnari y Alberto Osvaldo Recondo, relegando a Pablo Gabriel Cayssiails y Adriana Dora Deluchi, dos candidatos que estaban primeros en la lista por el resultado de sus exámenes y antecedentes", se explica en el informe.

También sostuvo que jueces del fuero federal fueron designados en la Comisión de Selección para evaluar a sus futuros colegas, avasallando el criterio de imparcialidad.

Comentá la nota