Duras críticas a De Marchi en reunión demócrata

Más de 200 personas fueron a una reunión de dirigentes opositores al presidente partidario.
Disconformes con la actual conducción partidaria y preocupados por lo que muchos definieron como "un presente desdibujado y sin identidad", algo más de 200 simpatizantes y dirigentes del Partido Demócrata, llegados de distintos puntos de la provincia, se reunieron ayer en Junín para debatir ideas y elevar un documento al actual presidente de la agrupación, Omar de Marchi.

"La dirigencia demócrata está ávida de participar y esta reunión lo demuestra, pero necesitamos de una conducción que la convoque y que la tenga en cuenta", dijo Marcos Niven y puntualizó que "para salir de este presente triste para el partido, tenemos que sumar voluntades y De Marchi tendrá que entender que será parte de la solución, pero no la solución entera".

La reunión se realizó en el club Alberdi y, entre otros, estuvieron Gabriel Llano, Jorge Barbeito, Eduardo Difonso, Richard Battagion y los diputados Alberto Sánchez, Diego Arenas y Eugenio Dalla Cía, quien hizo las veces de anfitrión.

"Pedimos que no viniera De Marchi porque necesitamos reorganizar las bases que hoy están perdidas y hacer saber a la conducción del partido que hace falta un cambio, más diálogo con los dirigentes y que el presidente salga a recorrer la provincia", se explicó.

Los oradores hicieron hincapié en el presente del partido al que calificaron de "triste, desdibujado y conducido en forma unipersonal" y destacaron los "pésimos" resultados de la última elección "donde apenas rescatamos un 10% de los votos".

Gabriel Llano explicó que "para salir adelante hace falta el compromiso de los dirigentes y recuperar las ideas demócratas sin someternos al capricho de la billetera kirchnerista". También pusieron dudas sobre el acercamiento del Partido Demócrata a Mauricio Macri, "porque el Pro nos quiere como adherentes y no como cabeza de la provincia".

El ex presidente del partido, Jorge Barbeito, apuntó a De Marchi y dijo que "lamentablemente la conducción descree de sus dirigentes y es por eso que, en forma ilegal, ha prorrogado su mandato, sin fecha de vencimiento. No hablo de antidemarchismo, pero los dirigentes vamos a tener que ponernos a trabajar para constituir una nueva conducción".

En la reunión se criticó además "la carencia de una estrategia política y electoral clara por parte de la conducción demócrata", pero al mismo tiempo subrayaron la oportunidad que significaría la actual crisis. "Los problemas de (Celso) Jaque y la caída de imagen de los Kirchner nos llaman a trabajar para levantar al partido y encarar todos juntos las próximas elecciones legislativas", dijeron.

Enterados de este encuentro, desde el demarchismo intentaron desacreditarlo. José Álvarez, concejal de San Martín y referente del Este, aseguró que "esa reunión representa a la vieja dirigencia del partido, al pasado, y ahora está a cargo la nueva dirigencia en sintonía con proyectos nacionales como el de Mauricio Macri". / Javier Hernández

Comentá la nota