Duras acusaciones entre Di Pierro y la esposa de Sebastián Eskenazi

Una durísima y por momentos bochornosa controversia pública mantuvieron ayer el titular de Petrominera, Néstor Di Pierro, y la periodista y conductora televisiva Analía Franchín, esposa del gerente general de YPF, Sebastián Eskenazi. Ambos intercambiaron fuertes epítetos y acusaciones a través de la emisora FM del Mar de Comodoro Rivadavia.
La polémica entre Di Pierro y Franchín marcó un momento álgido de la conflictiva relación que YPF mantiene desde hace varias semanas con funcionarios provinciales y municipales de la ciudad petrolera.

Días pasados el jefe de Petrominera, en declaraciones a esa misma radio, había pedido que «YPF ponga los números sobre la mesa, no va a ser cosa que le estemos pagando los gastos a la novia de Eskenazi o a la secretaria de (Antonio) Brufau (presidente de Repsol YPF)».

Una indignada Analía Franchín -esposa de Eskenazi y periodista de espectáculos de Canal 9 de Buenos Aires- llamó ayer a FM del Mar para manifestar, entre otras cosas, que «si se están peleando de hombre a hombre, que saquen a las mujeres del medio». Y disparó: «Yo no me voy a dejar llevar por los dimes y diretes de Comodoro, pero allí dicen que Di Pierro gasta su sueldo en pagar travestis».

«Yo realmente me sentí muy dolida y muy molesta con este señor», dijo Franchín. «Básicamente me está tratando de prostituta -añadió-, porque si él está diciendo que con las cuentas de YPF le están pagando la novia al señor Eskenazi, le está poniendo un precio. En primer lugar yo no soy la novia del señor Eskenazi, soy la mujer, y en segundo lugar, trabajo hace diez años en la televisión argentina y en la radio también».

«Un hombre que está teniendo una pelea con otro hombre y mete a una mujer en el medio, da a pensar que es un homosexual y que tiene mucho enojo con las mujeres para tratarnos de esta manera. O que realmente está muy acostumbrado a pagar, porque si a las mujeres les pone precio, está muy acostumbrado a pagar», manifestó.

Siempre refiriéndose a Di Pierro, la periodista admitió que «me puse a averiguar un poco de este hombre y aclaro que tengo un grupo de investigación, porque en un momento llevé a cabo las investigaciones por las coimas en el Senado de la Nación, y con el mismo grupo de investigación estoy averiguando muchas cosas de este señor Di Pierro».

«Estuve averiguando con la gente de Comodoro Rivadavia y dice que hasta su sueldo gasta en pagar travestis -agregó-. A mi no me interesa en qué gasta su sueldo, no me meto, porque soy una mujer que puede blanquear perfectamente su actividad, cosa que no se si puede hacer él».

Y en ese sentido adelantó que «parte del programa que estoy preparando de investigación, que va a salir en televisión de este señor, van a ver que tiene varias denuncias por corrupción, varias denuncias por violencia, entonces este señor no se con que autoridad moral sale a hablar de mi».

«Si fuese un caballero no hablaría así. Me parece una falta de respeto porque yo soy una trabajadora, hace años que trabajo, si él ataca de esa manera, primero que se informe. Es como si yo saliera hoy y dijera que los vecinos de Comodoro Rivadavia dicen que él paga travestis. Que se cuide su lengua porque es una falta de respeto», dijo Franchín.

«¿Sabe lo que a mi me sorprende realmente? -se preguntó-. Que el gobernador Das Neves tenga un ser tan nefasto como funcionario público, un señor que es oscuro, que no puede aclarar sus cuentas».

«Yo puedo invitar a cualquier persona, si le doy mi DNI, si tengo alguna denuncia, no van a encontrar una, porque soy una persona hecha y derecha. Esta persona, que no está pensando que tengo madre, padre y una familia atrás, que me está tratando de prostituta», señaló Franchín.

«Si están peleando de hombre a hombre -remarcó-, que ponga los huevos sobre la mesa y que sea bien macho para pelearse de hombre a hombre. El no puede meter a una mujer en el medio, eso es de poco hombre, o será homosexual y odia a las mujeres y por eso me odia a mi, no lo sé».

HABLA DI PIERRO

Momentos después de que Franchín saliera al aire, Di Pierro también habló por la emisora comodorense. «Yo no voy a discutir con la señora de Eskenazi. Si fue la esposa de (Guillermo) Coppola, algunos vicios tendrá», replicó el titular de Petrominera. «Que mande a su equipo de investigación a hablar con las empresas de la cuenca del Golfo San Jorge, así le cuentan cómo están. O que hable con las esposas de los petroleros», recomendó.

«Esta señora que usa ropa interior cara y perfume francés, dice que a mi me gustan los travestis. A mi me gustan las mujeres, pero no las histéricas», dijo Di Pierro.

«Ella que tiene un grupo de investigaciones se ve que debe pertenecer a alguna fuerza de seguridad o algo -agregó-. Si tiene un grupo de investigaciones le están informando mal, sería bueno que use ese grupo para venir a hablar acá con las empresa de servicios de Comodoro, de todos los que están viviendo en esta etapa de conflicto con YPF, que pueda su brigada de investigaciones ir a hablar con las mujeres de los trabajadores petroleros, camioneros, y a lo mejor se va a dar cuenta y nos va a terminar dando la razón».

Di Pierro manifestó asimismo que «no sabía que ésta era la señora, la novia del señor Eskenazi, cada uno tiene derecho a elegir su pareja».

«Yo no voy a discutir con la señora de Eskenazi, voy a discutir con las empresas de servicios, los que vienen y dejan su esfuerzo acá cuando cae el precio del barril, que siguen estando en la ciudad. Voy a defender los intereses de la provincia del Chubut», dijo Di Pierro.

«Tendría que venir con su brigada de investigaciones a charlar con las mujeres de los trabajadores petroleros, con las señoras de los empresarios de acá que son gente de trabajo», insistió.

Comentá la nota