Dura respuesta del gobernador tras el incidente con los inflables

Capitanich acusó de «autoritaria» a Ayala por el operativo del domingo. Ella respondió: «Que se dedique a gobernar».
La campaña electoral se calentó definitivamente luego del incidente que involucró a los corazones gigantes del Frente Chaco Merece Más y la intervención de la jueza de faltas de Resistencia el domingo por la tarde, cuando obligaron a los partidarios justicialistas a retirarlos del sector que habían ocupado en la avenida Sarmiento, muy cerca de donde se realiza habitualmente el «Resistencia Groove» que organiza el municipio hace más de cuatro años.

El primero en opinar al respecto fue el gobernador Jorge Capitanich, quien describió la conducta de la intendenta Aída Ayala como «autoritaria», y se lamentó de que «en plena democracia» se recurra a «establecer prohibiciones a mecanismos de divulgación de propuestas a través de los métodos que tradicionalmente se usan en las campañas políticas».

«Me parece verdaderamente un absurdo», remató el titular del Ejecutivo provincial.

En diálogo con la prensa Capitanich afirmó que «quien tiene una conducta prohibitiva y autoritaria verdaderamente no puede generar ese mensaje para participar del recinto máximo de expresión del pluralismo y de democracia que es la Cámara de Diputados de la provincia». Y pidió que durante la campaña preelectoral «se respeten todas las expresiones políticas».

«No soy autoritaria»

Por su parte, Ayala rechazó de plano los conceptos del gobernador.

En diálogo con este medio, la intendenta afirmó: «No soy autoritaria. Soy autoridad. Eso implica que deba vigilar que se cumplan las normas».

La voz oficial del municipio capitalino remarcó que el operativo se llevó adelante luego de que «un grupo de jóvenes que participa de la «Groove» en la avenida Sarmiento denunciara que los bafles que emitían mensajes proselitistas no los dejaban escuchar la música».

«Por ello concurrieron la jueza de faltas e inspectores municipales para informarles que no tenían autorización y debían dejar de hacer lo que estaban haciendo», explicó.

Ayala aseguró que «de ninguna manera» se secuestraron o retuvieron los equipos y los globos inflables del Chaco Merece Más.

«Solamente se les hizo saber que no podían continuar con su actividad», destacó.

Mientras recorría la localidad de Sáenz Peña, la jefa comunal se lamentó por lo sucedido, y dijo que «todo se podría haber solucionado con una llamada telefónica». «Es una pena que haya ocurrido eso, pero deben ser respetuosos de las normas y de los ciudadanos», acotó.

Por último respondió al gobernador y le pidió que «se dedique a gobernar» porque «él no se postula para ningún cargo». Inmediatamente afirmó: «Que deje hablar a sus candidatos».

Comentá la nota