Duhalde celebró el encuentro entre Macri, De Narváez y Solá

Duhalde celebró el encuentro entre Macri, De Narváez y Solá
El ex presidente Eduardo Duhalde negó ser el ideólogo del acuerdo electoral que sellaron el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, y los diputados del peronismo disidente Felipe Solá y Francisco de Narváez, pero celebró la constitución del polo opositor.
"Haber pensado no significa exactamente haber sido el ideólogo. Pensar no es estar detrás. Yo ya estoy grande. En mi tiempo elegí, pero ya no lo hago más", enfatizó.

Duhalde se mostró en sintonía con lo que afirmaron el miércoles los tres dirigentes, al sostener que nada tuvo nada que ver con el proyecto aunque reconoció que mantuvo reuniones con De Narváez y Solá, y señaló que "siempre" defendió la figura de Macri.

"Hablé muchas veces con De Narváez, también lo hice con Felipe. Siempre me opuse a las críticas injustas que recibía Macri, sin conocer a Macri y sin ser amigo de su padre, pero eso no quiere decir que sea el responsable de sus proyectos", sostuvo.

El ex presidente aseguró que se "alegra" cuando dirigentes políticos de distintos espacios se juntan, y señaló como "indispensable" que este año se formen dos estructuras políticas "capaces de discutir ideas".

"Me alegro cuando hay dirigentes que empiezan a unirse, no solamente en el justicialismo que no está de acuerdo con el gobierno que hace Kirchner, sino también en el radicalismo.

También me alegré cuando (el presidente del socialismo, Rubén) Giustiniani se sumó a los radicales. Estos acuerdos son siempre positivos", destacó.

El ex presidente evaluó que "empiezan lentamente a reconstruirse los partidos políticos, después de la explosión que hubo en 2001", y consideró que "las estructuras políticas tienen que acordar cuatro o cinco temas para sacarlos de la cuestión electoral y debatirlos".

"Todo esto es muy importante. Empiezan a reconstruirse los partidos políticos lentamente después de la crisis de 2001. Y esto es indispensable, porque en 2011 necesitamos dos estructuras políticas con capacidad de alternarse en el poder", planteó.

Además dijo que el frente se trata de "un buen intento" de "tres que están en la etapa provincial y tienen que dar el paso para demostrar que tienen capacidad de dirigentes nacionales":

"Les veo condiciones y ojalá formen parte del futuro de la política argentina", se esperanzó.

"El kirchnerismo tiende a desaparecer. Lo único que queda en pie es el justicialismo, que sigue teniendo mucha fuerza como idea", aseveró.

Tras el encuentro que mantuvieron en el Hotel Intercontinental, los tres dirigentes tomaron distancia de la figura del ex mandatario al sostener que "no tuvo injerencia en la reunión".

Macri aclaró que si bien hizo "una tarea muy valiosa" en su mandato presidencial afirmó que "hoy es tiempo de nuevos protagonistas".

A su vez, De Narváez afirmó que a Duhalde lo une una "relación de respeto" y también destacó que "no tuvo ninguna injerencia en la creación de este espacio".

Por su parte, Solá dijo que Duhalde es "es parte de la antigüedad si quiere ser candidato", aunque aceptó que si "da consejos de la actualidad", está "dispuesto a escucharlo", .

Ante la respuesta de Solá, Duhalde dijo: "Yo no soy precisamente de los que han roto puentes".

Comentá la nota