Dudas entorno a la creación de un Ministerio de Salud

El 27 de julio los trabajadores de la Salud realizarán una asamblea. Hasta fin de mes rige la tregua al gobierno ante la situación creada por la Gripe A y podrían anunciar nuevas medidas de fuerza.
El gobernador, el mismo día de las elecciones, salió a decir que se iba a crear dentro de su gabinete un Ministerio de Salud, lo que en principio fue tomado con beneplácito en distintos sectores. A varios días del anuncio las dudas asaltan a los mismos que se esperanzaron con aquel anuncio y ponen en duda que se vaya a concretar. "Es una cortina de humo", dijeron sin hesitar los diputados de la oposición; en tanto que más o menos de la misma manera se expresaron desde el Hospital Lucio Molas algunos médicos y trabajadores.

"Nosotros en su momento propusimos que Salud tuviera el mismo rango que Educación, y por supuesto estábamos totalmente de acuerdo con que se implementara un ministerio específico. Pero a esta altura no esperamos nada de este gobierno porque es evidente que a Jorge no le interesa la Salud, y tampoco sería bueno que se creara una estructura burocrática más, vacía de contenido", disparó ayer Carlos Ortellado, del sindicato de trabajadores de la Salud.

Ortellado calificó duramente al gobernador Jorge, consideró que "es necio, se cree omnipotente y capaz de hacerlo todo él, y está visto que no es así. Porque antes también había hablado de un plan de salud, pero no volvió a hacerlo aunque sí ratificó alguna vez lo del ministerio. Digo que sería mejor esto que una subsecretaría, porque tendría autonomía y el sector Salud podría contar con un presupuesto propio que hoy no tiene", analizó el dirigente sindical. De todos modos puso en duda la creación del Ministerio, y dijo que fue una promesa arrancada a partir de la lucha de los trabajadores. "Cuando Jorge dijo que los hospitales eran para los pobres resumía lo que piensa sobre el tema, así que no tenemos expectativas con este gobierno", concluyó.

Descreimiento.

Otro médico del Lucio Molas, consultado ayer por LA ARENA también se expresó en forma más o menos parecida. "Aquí ni se habla del ministerio, pero aparte escuchar decir a Ordóñez (el subsecretario de Salud) que no sabe nada del tema es suficiente para ser descreídos. ¿O no?", desconfió el profesional. "Si no habló con su subsecretario, ni tampoco con quienes conocemos un poquito del sistema de Salud, con quién lo consultó", se preguntó.

Mariano Fernández (PJ) también admitió que "a la Legislatura no llegó nada todavía", y Josefina Díaz (Frepam) no vaciló en calificar como "una cortina de humo" el anuncio formulado por el gobernador. Coincidimos en que hay que jerarquizar el área de Salud, pero no se logra sólo con llevarlo de subsecretaría a ministerio, sino que hay que hacerlo desde la acción concreta que este gobierno está claro no lleva adelante".

Después se refirió a "la solidaridad de los trabajadores del sector que en esta instancia complicada accedieron a postergar sus medidas de fuerza y le pusieron el hombro para que el sistema siga funcionando, pero el gobierno sigue mostrando su ausentismo. Eso nos preocupa y mucho", ratificó. "No le creo a Jorge al que le hace falta una fuerte autocrítica", concluyó.

En el mismo sentido se expresó su compañero de bancada Julio Bergués - médico de profesión-, quien días atrás asumió la atención de pacientes en el hospital de su localidad. Fue cuando se cayó en la cuenta que Bienestar Social no había tomado las previsiones para reemplazar a la profesional que ocupaba el cargo pero que fue licenciada por algunos días ante su estado de embarazo y la preocupación de la Gripe A. "Hace algunos días llegó un médico residente de General Pico que ahora sí se hizo cargo del hospital y de la atención de los pacientes", reconoció ayer Bergués.

Comentá la nota