Dudas por la autovía de la 33

La eventual afectación de sectores urbanos e industriales movilizó a un concejal a solicitar respuestas de Vialidad Nacional. Desde el organismo se aseguró que ni siquiera se realizó la licitación para la consultora que debe realizar el proyecto.
La preocupación de varios vecinos por la posible modificación de la traza actual de la ruta nacional 33 para transformarse en autovía, lo cual determinaría su corrimiento, fue planteada en la última sesión del Concejo Deliberante saavedrense.

La inquietud la formuló el edil Claudio González (FCC), quien planteó que existe una generalizada preocupación de los vecinos del sector industrial planificado y de otras áreas de servicios de esta ciudad, por la posible modificación de la traza en las proximidades de esta ciudad.

Confió, asimismo, que se contactó con autoridades del XIX distrito de la Dirección Nacional de Vialidad, quienes están dispuestos a concurrir a esta localidad para informar sobre las posibles modificaciones a la ruta, las razones técnicas, sus beneficios y perjuicios.

Para tal fin, se previó como fecha tentativa que el venidero miércoles 28, a las 20, en el salón de sesiones del Concejo, se lleve a cabo una charla debate con la presencia de autoridades de Vialidad Nacional, el intendente municipal Rubén Grenada, su equipo de gobierno, y de la que podrán participar los vecinos interesados en este tema.

El cuerpo deliberativo aprobó por unanimidad dicho proyecto de resolución, por lo cual se cursará invitación al ingeniero Gustavo César Torres, jefe del XIX distrito de la DNV; al ingeniero Gustavo Pérez, jefe de la división Obras de la mencionada repartición y a quienes se considere conveniente que asistan de dicho organismo para exponer sobre las posibles modificaciones a dicha ruta, las razones técnicas, sus beneficios y perjuicios, fundamentalmente en el tramo correspondiente al XIX distrito.

"Este es el momento para evacuar nuestras dudas, que participemos y demos una opinión toda la comunidad, porque se está en la etapa de un pre proyecto; después, cuando el proyecto esté hecho y la obra se inicie, será tarde", señaló González, en alusión a que aún no se encuentra realizado el proyecto definitivo sobre las modificaciones a la ruta nacional 33.

"Sabemos que hay intenciones de modificar la ruta en el tramo Pigüé-Bahía Blanca fundamentalmente en tres aspectos: primero transformarla en autovía, segundo se modificaría la traza de la ruta en el sector del camino sinuoso, en el kilómetro 38 a 40 y, tercero, se estaría modificando la traza en la ciudad de Pigüé, con la posibilidad de retirar unos 5 a 8 kilómetros de la ciudad, lo que es la traza actual", añadió.

El concejal señaló que este posible corrimiento de la traza actual preocupa a aquellos vecinos que tienen algún emprendimiento en el parque industrial que se encuentra pegado a la ruta, que es de gran importancia estratégica. En otro sentido, preocupa a otros vecinos que, actualmente, viven en una zona residencial anexa a dicha arteria nacional.

"Si bien en principio a todos nos parecería que no tiene nada de bueno cambiar la traza actual de la ruta, la realidad es que conversando con gente de Vialidad Nacional nos planteaban que transformar la ruta en una autovía trae algunos inconvenientes si se deja en la traza actual", dijo González.

En tal sentido, citó que debería trazarse una calle colectora paralela a la ruta 33, pero no podrían tanto los vecinos del parque industrial como de la zona residencial, tener un acceso directo a la ruta como ocurre actualmente, y del mismo modo para cruzar la misma habría que hacerlo por los extremos de dicha calle colectora.

"Ellos (por los representantes de Vialidad Nacional) se mostraron predispuestos a venir a Pigüé, a conversar, a explicar cuáles son los motivos, cuáles son las razones técnicas, los beneficios y los perjuicios e, inclusive, estaría la posibilidad de que nos acompañe el ingeniero (Ariel) Arias, u otra autoridad de casa central de Vialidad Nacional, que son los que conocen y están trabajando en todo el proyecto de la ruta nacional 33", manifestó, finalmente, el edil.

Torres: "Aún no podemos dar explicaciones"

Consultado en la víspera el ingeniero Gustavo César Torres, jefe del Distrito XIX de Vialidad Nacional con sede en Bahía Blanca, confirmó que no hay elementos concretos como para asegurar eventuales trazas para la autovía entre las ciudades de Bahía Blanca y de Pigüé.

"Se trata de un proyecto anhelado y por el que realizamos gestiones permanentemente, pero todavía no se ha llamado a licitación para la contratación de la consultora que debe realizar el proyecto definitivo", aseguró.

"Hasta tanto no tengamos esa confirmación, que no es seguro que sea inmediata, no podremos dar explicaciones ni evacuar dudas respecto de eventuales recorridos", agregó, al tiempo que desconoció estar al tanto de la reunión programada para el próximo miércoles 28 en el CD de Pigüé.

Admitió Torres, de todos modos, que existen recursos para presentar, como una circunvalación, a fin de evitar dificultades en el tránsito urbano o industrial y que, en tal caso, será la consultora la que deberá evaluar, acaso con las autoridades locales, cuáles son las factibilidades.

El proyecto de autovía en firme, que en principio tiene una prioridad para el tramo más transitado, que es de 75 kilómetros en Bahía Blanca y Tornquist, data de poco menos de 10 años.

Considerando que el contrato con la firma a cargo de la concesión y el mantenimiento de la ruta 33 (Rutas Pampeanas SA.) concluye en 2011, está en los planes de Vialidad Nacional tener preparado el proyecto para entonces. Pero para ello se debe contratar a una consultora que determine la factibilidad y, posteriormente, si se puede concretar, realizar el llamado a licitación para hacer una obra que es varias veces millonaria.

Comentá la nota