¿Dónde va Montoya?

El ex recaudador suena para varias áreas del gobierno provincial, pero aún no fue confirmado en ninguna. En la renovación del Ejecutivo bonaerense se anotan varios legisladores que dejan sus bancas.
Los rumores de cambios en el Gabinete del gobernador Daniel Scioli están a la orden del día. Son varias las áreas en las que extraoficialmente se anuncian cambios antes de fin de año. La mayoría de esos trascendidos tienen un denominador común: el ex titular de Arba, Santiago Montoya. Aunque Scioli reconoce que tiene diálogo permanente con el ex recaudador bonaerense, todavía no hubo confirmación oficial sobre dónde recalará finalmente el cordobés.

Entre los posibles destinos de Montoya se mencionó la secretaría general de la Gobernación, a cargo de uno de los funcionarios más cercanos al gobernador: su propio hermano, José "Pepe" Scioli. Sin embargo, fuentes de la secretaría general bonaerense desmintieron rotundamente el alejamiento de José Scioli y aseguraron ayer a Hoy que el funcionario está trabajando normalmente.

Antes se barajó la posibilidad de que Montoya reemplace a Alejandro Arlía en el ministerio de Economía, y después de que ocupe el caliente sillón de Carlos Srtornelli en el ministerio de Seguridad. Pero el gobernador Scioli se encargó de desmentir personalmente esas versiones, respaldando a los dos ministros en sus cargos.

Aunque Scioli reconoció que su equipo de gobierno tendrá cambios de "personas" y "de estructuras". Y también admitió que se junta con Montoya "periódicamente", luego de que el ex funcionario fue obligado a dejar el gobierno provincial por negarse a participar como candidato testimonial en las últimas elecciones del 28 de junio.

Mientras tanto, Montoya actualmente asesora a algunos municipios bonaerenses en cuestiones tributarias. Desde el su blog el ex funcionario dio su versión de la novela que lo tiene como protagonista. "No voy entrar en el juego de las especulaciones sobre qué cargo podría o no ocupar en el futuro", dijo. Pero reconoció que pretende participar "en la organización del justicialismo que se avecina con vistas al 2011". Aunque, también en la elección "del club de mis amores, Belgrano de Córdoba", reconoció.

Pero Montoya no es el único nombre que suena para ocupar cargos en el gobierno provincial. Ante el inminente recambio legislativo que se producirá en dos semanas, muchos de los legisladores provinciales que se quedarán sin empleó para el año próximo están deseosos de dejarse llevar por los vientos de cambio que soplan en el Gabinete provincial.

Hasta ahora Scioli confirmó al senador José Molina en el Organismo Provincial Para el Desarrollo Sostenible (OPDS, ex Política Ambiental), actualmente a cargo de Ana Corbi. Además del senador, Néstor Auza en el Plan Quinquenal que esta diseñando la Gobernación. Mientras que Alfredo Sivero, otro de los senadores provinciales del Frente para la Victoria-PJ que no renovó su banca, ya pidió licencia para ir al directorio del Banco Provincia (Bapro).

Pero no serán los únicos funcionarios provinciales que saldrán de la Legislatura. El diputado Carlos Bonicatto es casi un número fijo para la Defensoría del Pueblo, aunque deberá pasar el filtro de la elección de sus compañeros. Y el senador Diego Rodrigo podría ocupar la plaza que Scioli reserva para un radical en el directorio del Bapro. Y la lista de legisladores que se ubicarán en el Ejecutivo sigue.

Comentá la nota