Donaciones para las escuelas de la Puna

La Quiaca (C).- La empresa de servicios ‘Román’ de la ciudad de Buenos Aires llegó hasta la Puna por primera vez en su trayectoria solidaria, ya que en cada rincón del país dejaron diferentes tipos de donaciones, tratándose en esta oportunidad de un camión repleto de mercadería, bibliografía, útiles escolares y ropa, elementos que serán destinados a los niños de las diferentes escuelas de nuestra agreste puna.
Víctor Romero y Gastón Domínguez, dos de los miembros del equipo de argentinos solidarios que, cumpliendo funciones en una empresa privada de servicios se hacen tiempo para “dar” a los que menos tienen, o mejor dicho a los que el sistema por alguna razón un poco ilógica los sigue dejando de lado “Hicimos una misión que se llama cruzada de vida que es la que estamos haciendo”, señaló a Pregón añadiendo “hemos trabajado, primero hemos llevado donaciones a diferentes iglesias y en este momento estamos trayendo donaciones que hace un año que venimos juntando”.

A La Quiaca llegó un grupo importante de empleados de la empresa en cuestión, quienes trabajan durante todo el año con diferentes actividades para juntar lo que en un tiempo después de transforma en la ilusión de muchos niños que se merecen todo pero por desgracia tienen tan poco, “las donaciones son para la escuela Nº 208 de Quirquinchos entre otras” indicó Romero.

Además de realizar eventos solidarios, ellos aportan recursos de su bolsillo para estar presentes con donaciones en esta Puna, región a la que llegan por primera vez. “Traemos chapas para hacer el hogar de niños en la escuela, los tirantes, muebles, bicicletas para los chicos, escritorios, armarios, computadoras, televisores y video caeras”, prosiguió Gastón Domínguez “y también traemos bibliografía que nos donó el gruido Clarín a través de la fundación Noble”.

Los corazones solidarios que llegaron hasta esta parte del país aludieron asimismo al “magro estado en las que se encuentran las escuelas de la zona, con un nivel de indigencia que debería avergonzar a más de un funcionario de la provincia de Jujuy” señalaron.

Al ser consultados sobre los parámetros que utilizan para definir a quiénes les acercan los donativos, Romero señaló “somos un grupo de compañeros, nos manejamos con el corazón y trabajamos a favor de quienes más lo necesitan y en este le tocó a una escuelita rural de la Puna”.

La solidaridad de estos argentinos sabedores que más allá de la avenida General Paz circunvalación que divide la capital federal del conurbano bonaerense - hay un país a la espera de que alguien se acuerde de que la Argentina es una sola y las necesidades son muchas, se congratula con la asistencia de diferentes fundaciones y asociaciones que colaboran con la empresa.

El traslado de los materiales donados será realizado hasta la puerta misma de la escuelita rural de Quirquinchos, seguramente recibiendo todo esto estarán a la cabeza ellos, los niños que están atravesando la etapa más importante en sus vidas con una educación muchas veces deficitaria y con responsabilidades compartidas entre funcionarios de oídos sordos y docentes encaprichados en no buscarle una salida más sutil a sus reclamos, más que con huelgas y protestas desairadas.

Finalmente el director de la escuelita de Quirquinchos, Lucio Peñaloza, agradeció el gesto “siempre es bueno ver que por lo menos alguien en algún rincón de nuestro querido país se acuerda de los que menos tenemos, los niños son el futuro de esta Argentina y obviamente necesitan que hoy los asistan y no mañana cuando ya es tarde para todo”

Comentá la nota