El dólar bajó un centavo y el Central jugó fuerte

El dólar bajó un centavo, a 3,81 pesos para la venta, a pesar de la intervención del Banco Central que compró entre 100 y 150 millones de dólares para que la divisa no siguiera perdiendo valor. Las presiones compradoras se esfumaron en el segundo semestre y sobre el final del año hay una notable escasez de demanda. Por el lado de la oferta, desde la City explican que la semana pasada hubo liquidez extra aportada por el Banco Nación. Las liquidaciones por parte de los exportadores se encontraron por debajo del promedio.
El comienzo de la semana bursátil estuvo signado por una importante intervención del Banco Central. La autoridad monetaria viene asumiendo el rol de principal comprador hace varias semanas, con el objetivo de que el tipo de cambio no baje abruptamente. Mientras tanto, engrosa sus reservas, que siguen batiendo récords. Ayer subieron casi 100 millones y cerraron en 48.184 millones de dólares.

El operador de Portfolio Personal, Gustavo Quintana, aseguró que el Central tuvo una "posición muy agresiva, con intervenciones fuertes del orden de los 500 millones", y agregó que la compra total fue de 150 millones. Para el analista, la entidad busca que el billete verde no baje de los 3,80 pesos. Además, Quintana detalló que la oferta fue sostenida por las liquidaciones del Banco Nación, que desde la semana pasada está volcando al mercado los fondos repatriados de bonos vencidos de algunas ex AFJP.

Con la cercanía de fin de año, los inversores están en pleno reordenamiento de sus carteras. El analista de Rabello Sociedad de Bolsa Gustavo Spesce explicó que la desconfianza en los rendimientos del dólar los lleva a moverse a títulos y acciones. Y agregó que, ante la falta de compradores, "el Central está marcando un piso".

Comentá la nota