Los docentes de nivel inicial y primario decidieron 72 horas más de paro.

Los docentes de nivel inicial y primario decidieron 72 horas más de paro.
Tal como estaba previsto, ayer se cumplió la movilización provincial de los docentes de nivel inicial y primario nucleados en Adep, algunos de cuyos dirigentes (Mario Farfán y Liliana Valdivieso) se plegaron a la huelga de hambre que vienen cumpliendo desde hace varios días referentes del Cedems.
Como en la jornada del miércoles, se produjeron incidentes entre los manifestantes y la Policía, resultando lastimado en la frente por una pedrada el subjefe de la fuerza, Raúl Aparicio, quien encabezaba el fuerte cordón que se apostó detrás de Casa de Gobierno, cuando un grupo de docentes intentó a la sede del Ejecutivo provincial.

Los maestros, que hoy continuarán de huelga, decidieron realizar un paro por 72 horas desde el lunes de la semana que viene, adelantando que si no hay una respuesta a sus reclamos salariales la semana subsiguiente harán un paro por 48 horas en una primera instancia.

En tanto que los docentes de nivel secundario y superior también tienen previsto hoy un paro y mañana una asamblea en la que decidirán los pasos a seguir, descontándose la continuidad de la carpa con la huelga de hambre frente a Casa de Gobierno.

Además de los maestros, que marcharon con una enorme bandera argentina, de la movilización de ayer tomaron parte afiliados de otros gremios estatales que conforman el Frente y la Multisectorial, de Ctera y hasta militantes de la Corriente Clasista y Combativa,.

Luego de pasar por la Legislatura provincial, los maestros llegaron a la sede del Ejecutivo, para reclamar el pago del sueldo establecido a nivel nacional, de 1.290 pesos de bolsillo, con el aporte nacional, ahora a cargo de la Provincia, incluido en el básico.

Luego del acto, los docentes se dirigieron por detrás de la Casa de Gobierno, donde se registraron los incidentes con la Policía, que los dispersó con gases lacrimógenos, resultando también herida, además de Aparicio, una de las manifestantes.

Comentá la nota