Los docentes advierten que sin diálogo habrá conflicto

Avisaron que “la falta de diálogo lleva inexorablemente al conflicto”. Preocupa que no arranca la paritaria nacional ni la bonaerense. Quedan menos de tres semanas para negociar salarios
El Frente Gremial Docente (FEB, Suteba; Uda, Sadop y Amet) expresó ayer su “total preocupación” por la demora de la convocatoria oficial a las paritarias del sector -tanto en la órbita nacional como provincial- y advirtieron que la “falta de diálogo es un camino que lleva inexorablemente al conflicto” que pone en riesgo el inicio de clases el próximo 2 de marzo.

A través de un comunicado emitido ayer, los cinco gremios educativos de la Provincia recordaron que se encuentran en estado de sesión y en alerta permanente a la espera de un llamo oficial a negociar salarios y condiciones laborales.

Preocupa principalmente que la Nación no llame a paritarias porque el acuerdo que se logre allí es el que tradicionalmente marcha el camino a las provinciales. Pero además, desde el gobierno de Daniel Scioli no hay señales de ningún tipo en el sentido de una inminente convocatoria. Es más, los funcionarios se llamaron al silencio desde mediados de la semana pasada.

Ayer las representaciones sindicales indicaron que aún no tuvieron respuesta a la carta que le elevaron a la Provincia el pasado 30 de enero pidiendo la urgente apertura de paritarias. Agregaron que “expresamos nuestra total preocupación ante la falta de convocatoria por parte del gobierno provincial a reuniones paritarias tal lo previsto en el último acuerdo paritario del 30 de septiembre de 2008, conforme consta en el acta respectiva”.

Se recordó que el Frente Gremial Docente ha expresado y ratifica su firme voluntad de dialogar con las autoridades, entendiendo que este es el mejor camino para resolver las problemáticas del sector.

En ese contexto se reclamó una vez mas, de manera enérgica y unívoca, “que el Gobierno asuma la responsabilidad que le compete en la materia y convoque sin demoras a los docentes a la mesa paritaria”.

En las últimas jornadas, los dirigentes sindicales pasan horas enteras pendientes de un llamado telefónico que les habilite la negociación laboral y salarial. Insisten en que hay tiempos incluso orgánicos de consultas dentro de cada estructura gremial que deben respetarse y por lo tanto advierten que los plazos de acortan y el inicio de clases está cada vez más en peligro.

El jefe de Gabinete provincial Alberto Pérez adelantó días atrás que se los convocaría, pero ello no ocurrió al menos hasta ahora. Con la paritaria nacional también demorada, todo sin interrogantes, sin respuestas y con una creciente incertidumbre tanto en los educadores como en los padres que carecen de garantías de que el ciclo escolar arranque el 2 de marzo como está previsto.

Comentá la nota