Los dispensarios siguen sin leche para chicos desnutridos

Los dispensarios siguen sin leche para chicos desnutridos
La ausencia de leche en los dispensarios de la ciudad sigue siendo una realidad tan palpable como los falsos anuncios de los funcionarios que aseguraron que ayer el faltante estaría solucionado. Es más, las cajas se empezarán a repartir recién el lunes, la situación en muchos lugares es más que angustiante y los vecinos hasta hacen asambleas para intentar acelerar una reacción oficial que no llega.
Después de que el martes LaCapital hiciera pública esta realidad, las promesas oficiales que aseguraban que el stock de leche volvería a la normalidad en los centros de salud de la ciudad se multiplicaron. Y si bien se detalló que ayer desembarcarían en Rosario 14 mil kilos, sólo llegaron 100 y se terminaron rápidamente.

La promesa del ministro de Salud santafesino, Miguel Angel Cappiello, de que las leches llegarían se esfumó cuando el portavoz del funcionario aclaró que recién el martes pasado la ministra de Salud de la Nación, Graciela Ocaña, había dado el okey para que 14 mil kilos de leche arriben hoy a la provincia.

Ente dimes y diretes, LaCapital pudo confirmar que recién el lunes próximo se empezarán a repartir. Mientras, la gente deambula de un dispensario a otro para intentar conseguir una caja de leche en polvo que cuesta $ 18 en un supermercado. Algunos hasta hicieron asambleas y reclamaron una audiencia con Cappiello.

En carne propia. Cristina Gaivaci tiene tres hijos. La más chiquita tiene un año y está desnutrida. Ella es una de las miles de madres que esperan un alimento básico para los primeros años de vida de sus hijos. La medicina es clara en este punto y asegura que un chico mal alimentado desde pequeño no podrá desarrollar adecuadamente su cerebro y estará comprometiendo su futuro.

El Centro de Salud Nº 47 "Comunidad Toba", en la zona norte, fue el epicentro de las críticas. Los vecinos realizaron ayer una asamblea para reclamar más leche. Las últimas cajas llegaron a ese dispensario el 31 de marzo. Fueron 100 kilos para una población de 3 mil personas.

Comentá la nota