Disminuyeron los permisos de construcción.

La cantidad de permisos de construcción para la realización de obras particulares bajó en los últimos meses, según se confirmó desde la Secretaría de Obras Públicas del municipio.
Tanto el secretario Agustín Pinedo como el director de Obras Particulares José Luis Arlotta, confirmaron esta tendencia en baja, que incluye edificios en todas las zonas de la ciudad.

“Analizamos y comparamos diciembre y enero últimos contra los registros anteriores de igual período. No tengo la cifra exacta, porque estamos elaborando las estadísticas, pero entendemos que hay una merma, según notamos en la actividad interna”, puntualizó Pinedo.

El funcionario observó que “hay una disminución en el ritmo de la construcción, y tal vez se sume a que se vean algunas obras paradas por la ciudad, así que además de los permisos, hay que ver aquellas obras que están autorizadas pero se encuentran paradas por motivos económicos”.

A los particulares, Pinedo aconsejó “hacer las cosas dentro de las normas, porque esto trae múltiples beneficios, porque en este caso significaría consultar a un profesional en la materia que confeccionará la documentación y guiará la obra, además de evitar cualquier dolor de cabeza como multas o trasgresión de normas edilicias”.

En lo que hace a las zonas de construcción en Junín, el secretario explicó que “cuando se habla de Capital se hace referencia a emprendimientos colectivos de viviendas. Nuestra ciudad está caracterizado por la casa individual, así que puede haber menor inversión en los conjuntos, dúplex, que parecerían a primera vista que disminuyeron”.

Recesión

Por su parte, el director de Obras Particulares de la Municipalidad de Junín, José Luis Arlotta, contempló que “en los últimos meses se ha notado cierta recesión en el mercado de construcción y el otorgamiento del permiso de obras, pero hay que ser cautos en el análisis porque estamos en un período estacional que se repite todos los años. Diciembre, enero y febrero de todos los años muestran un parate en este rubro”.

“También es cierto que la recesión que viene del norte ha creado una incertidumbre en el mercado de la construcción. Esperemos que no pase de esto”, agregó.

A la vez, remarcó que “en nuestra ciudad, a partir de octubre se empezó a notar cierta merma en la entrada de expedientes de permisos de construcción”.

Asimismo, el funcionario municipal sostuvo que “en Junín hay distintas zonas para diferenciar, con diferentes tipos de construcción. Hay barrios como Camino al Balneario, Cerrito Colorado, en donde se sigue construyendo, pero hay otras construcciones distintas en otros barrios periféricos”.

Finalmente, sobre el establecimiento de casas prefabricadas, Arlotta explicó que “según el Reglamento de Construcciones, que es la Ordenanza 2309/86, en la zona urbana no se pueden instalar este tipo de casillas, o sea delimitando con avenida de Circunvalación, Rutas 7 y 188”.

Comentá la nota