Los dirigentes creen que Basile seguirá, pero su figura aparece muy debilitada

Los dirigentes creen que Basile seguirá, pero su figura aparece muy debilitada
Tras una nueva caída, desde el entorno del Coco no garantizan su continuidad; qué piensa la comisión directiva y cuál será el nuevo escenario.
"Nos vemos el lunes a las 10", fue la frase que les entregó Alfio Basile a los jugadores antes de retirarse de la cancha de Quilmes. Por eso esta mañana ambas partes (plantel y cuerpo técnico) volverán a verse las caras en el predio de Casa Amarilla. ¿Qué pasará? Todo indica que el Coco seguirá y dirigirá ante Vélez, el próximo domingo, en la Bombonera, por la 7a fecha del torneo Apertura. Eso creen los dirigentes que lo respaldaron tras la derrota con Godoy Cruz en el hotel Emperador y que lograron convencerlo para que continúe. Sin embargo, tras una nueva derrota ante Estudiantes, la figura del entrenador perdió fuerza y desde su entorno no garantizan su continuidad. "No estamos seguros de que dirija con Vélez", cuentan algunos. El misterio se esfumará hoy por la mañana, cuando Basile se enfrente con los jugadores.

¿Qué piensan los dirigentes? No están de acuerdo con algunas decisiones y ciertas frases del DT, como los cuestionamientos por lo bajo hacia la gira que el plantel realizó por Europa ni las quejas por la venta de Rodrigo Palacio. Sienten que, salvo Gonzalo Bergessio, le trajeron todos los refuerzos que pidió (Federico Insúa, Gary Medel, Ariel Rosada, Adrián Gunino), además de mantener en el plantel a Guillermo Marino, Fabián Monzón y Hugo Ibarra, a quien Boca no le iba a renovar el contrato. De los futbolistas que el Coco iba a utilizar como titulares sólo emigró Palacio, ya que Fabián Vargas, Juan Forlín y Facundo Roncaglia no eran indispensables para el entrenador. Sienten que realizaron un esfuerzo grande por los refuerzos, especialmente en el contrato del Pocho Insúa. Al presidente Jorge Ameal no le gustó que dejara trascender que esperaba un llamado suyo el día que amenazó con renunciar ni tampoco la frase: "Si esto fuera fácil dirige Amor Ameal", antes de Godoy Cruz.

Sin embargo, los dirigentes respaldarán a Basile. No está en sus planes achicarle los plazos, aunque está claro que a esta altura tampoco harán mucha fuerza para sostenerlo en caso de un nuevo amago de renuncia. De ser así, los dirigentes arreglarán su salida y... buscarán un plan B.

¿Qué pasará con Bianchi? Su continuidad como manager es independiente de la eventual salida de Basile. Hizo todos los esfuerzos para convencerlo de que no renunciara tras Godoy Cruz y hoy volverá a estar cerca de él en Casa Amarilla para asistirlo en lo que necesite. "El técnico está durmiendo la siesta" , dijo el Virrey la otra vez cuando lo consultaron sobre su futuro. Y difícilmente se despierte ahora ante una salida de Basile porque los tiempos, en apenas 90 días, no se modificaron con respecto a su negativa para suceder a Carlos Ischia. En todo caso, se juntará con Ameal para resolver los pasos por seguir y elegir un sucesor.

Basile está preocupado porque los jugadores no responden. Quiere hacer cambios, aunque dice no encontrar las alternativas. Lo curioso es que el Coco intentó buscar razones en cierto desgaste por la gira que se hizo por Europa, pero el plantel además pudo entrenarse 10 días antes (en doble turno) y 12 días después en Casa Amarilla (sin amistosos ni competencia oficial), por la postergación que sufrió el arranque del Apertura.

Basile duda y encima el próximo rival será Vélez, que desde los resultados se mantiene en la cima, aunque en los últimos partidos entregó algunas imágenes de vulnerabilidad. El DT saca cuentas y como el Fortín deberá jugar el jueves por la Copa Sudamericana, en Chile, quizá llegue algo desgastado y el domingo Boca pueda encontrar algo de desahogo y el trampolín para la recuperación. Pero antes de la 7a fecha habrá que prestar atención a lo que suceda hoy en la vuelta al trabajo.

35 partidos disputó Boca en 2009 con Ischia, Alves y Basile, de los cuales sólo ganó 12, empató 8 y perdió 15; anotó 44 goles y recibió la misma cantidad.

98 desde ese año hasta hoy, Boca sólo no conquistó ningún título en 2002. Luego, al menos dio una vuelta olímpica por temporada. En 2009 parece en camino a repetir aquella experiencia.

¿Volverá Riquelme?

En la derrota ante Godoy Cruz, Juan Román Riquelme sufrió un esguince en el tobillo derecho, por lo que no iba a jugar ante Estudiantes y Vélez. Sin embargo, el enganche tendría ganas de acelerar su regreso y no se descarta que sea titular ante el Fortín, el domingo, en la Bombonera.

Comentá la nota