“La dirigencia política debe asumir su responsabilidad en la reivindicación judicial”, sostiene Graciela Aranda

La secretaria general del Sindicato de Empleados Judiciales del Chaco, Graciela Aranda, valoró la sentencia del Tribunal ad hoc que favoreció a los trabajadores del sector, en la denominada causa Müller, y dijo que “nadie puede hacerse ahora el distraído”.
“Todo el poder político participó en estos largos 17 años y tuvo pleno conocimiento de la deuda que se generaba. Es momento de hablar con madurez para llegar a una solución. La dirigencia política debe asumir su responsabilidad”, sostuvo la dirigente.

Según el gremio, son 1.442 los empleados judiciales que presentaron el reclamo para que se les reconozca el derecho a percibir un porcentaje del aumento que en 1991 se otorgaron los miembros del Superior Tribunal de Justicia y que no llegó proporcionalmente, como establecía la ley de enganche, al resto de la escala salarial del Poder Judicial. Estos reclamos esperan ahora en la Cámara Contencioso Administrativa, y según señaló Aranda, es inminente el dictado de las respectivas sentencias, ya que el fallo del Tribunal ad hoc en la causa Müller sienta un precedente que no puede ser desconocido por la Cámara.

“La sentencia del caso Müller declaró nula e ilegítimo la resolución con el que los miembros del STJ se otorgaron los aumentos. Esto sienta un precedente en las otras causas”, dijo Aranda y recordó que la mayoría de las demandas ya tienen los plazos vencidos de modo que sería inminente el dictado de los fallos de la Cámara.

“Sincerar el tema”

“Hay que sincerar el tema y no negar la realidad. Queremos manejarnos con prudencia y por eso apostamos al diálogo para llegar a una solución”, sostuvo la dirigente. “No está en nuestra intención comprometer las arcas del Estado. Lo que pedimos es que se encuentre una solución”, añadió.

Aranda dijo que “se nos quiere hacer responsables a los trabajadores de una deuda que no generamos”. “Si oportunamente se hubiera escuchado a los trabajadores, no se habría llegado a esta situación. Esa deuda se originó por la violación y el incumplimiento de una norma legal”, agregó.

La titular del sindicato judicial dijo que el gremio solicitó una audiencia al gobernador Capitanich, incluso antes de que se conociera el fallo del Tribunal ad hoc, para abordar el tema junto a la cuestión salarial del sector.

Por otra parte, consideró que “ninguno de los tres poderes se pueden hacer los distraídos con esta situación”. “Esta realidad no debió ser desconocida por nadie. Esto tiene un largo camino de más de 17 años, en los que nosotros veníamos luchando para que se haga lugar a nuestro reclamo”, sostuvo.

Aranda dijo que el fallo “beneficia a todos los trabajadores judiciales del Chaco, porque se violó una ley que en su momento al generarse un monto por fuera del básico y no trasladarse al trabajador, perjudicó a todos los trabajadores”.

También destacó el rol que le cabe al gremio es este momento. “Es nuestra responsabilidad como gremio representar y defender los intereses de todos los trabajadores judiciales, sin excepción, y eso es lo que vamos a seguir haciendo”, aseguró.

Comentá la nota