El director del Ipem 315 anunció que lo apartan del cargo

Marcos Giordano amenazó con recurrir a la Justicia

“En el Ministerio me detestan por mi problemática (sexual) y mi personalidad frontal”, dijo. La medida también involucra al vicedirector. Se investigarán supuestos hechos originados en problemas internos. “Es una medida arbitraria”, cuestionó Giordano

El director del Ipem 315 Marcos Giordano lanzó ayer duras críticas hacia funcionarios del Ministerio de Educación de la provincia de Córdoba, personal del centro educativo y padres de alumnos. Amenazó con “recurrir a la Justicia ordinaria para iniciar juicio al gobierno, a las autoridades ministeriales, a padres y a sectores que ya me habían agraviado en el año 2003 (cuando asumió su cargo) juntando firmas en mi contra y que son los mismos sectores fascistas y discriminadores a los que les molestan las diferencias notables pero no aquellas que sen ocultar y barrer debajo de la alfombra. La semana que viene estaré presentando las demandas contra el gobierno”, insistió.

Giordano se mostró notoriamente ofuscado y, según dijo, su postura se vincula a un traslado compulsivo al Colegio San Martín para cumplir tareas administrativas que habría dispuesto el Ministerio de Educación con la finalidad de provocar transitoriamente su alejamiento de la Dirección del centro educativo. “Esta es una medida arbitraria”, aseguró para dejar en claro que “no voy a aceptar este traslado porque es humillante”.

Comentá la nota