El director del FMI auguró una "segunda ola" de crisis bancaria

El director del FMI auguró una
Según el economista, el PBI mundial crecerá, en 2009, apenas un 0,5 por ciento.
El director gerente del Fondo Monetario Internacional, el francés Dominique Strauss Kahn, se mostró ayer sumamente pesimista sobre el curso de la crisis económica global, la cual, dijo, va cada día "de mal en peor". Auguró además que puede haber "una segunda oleada" de problemas bancarios y que superar la crisis no llevará menos de un año.

Por su cuadro escéptico, reconoció que el FMI ahora pronostica un escenario con peores datos globales para 2009. El 28 de enero, el organismo crediticio dijo que el PBI mundial crecería este año solamente un 0,5%, la peor actuación desde la Segunda Guerra Mundial, frente al 2,2% pronosticado en noviembre.

Pero ayer Strauss-Kahn agregó: "La información publicada desde entonces no va por la dirección adecuada". Lo hizo en un foro efectuado en París sobre la competitividad.

En un nuevo día negativo para los mercados, el economista, de origen socialista, afirmó: "No podemos descartar totalmente que el próximo pronóstico sea menos dichoso''.

Ayer los mercados siguieron muy deprimidos. Hubo muy leves recuperaciones después de varios días de caídas en bolsas como Londres, 0,3%, Madrid y Francfurt sendos 0,2%, o Buenos Aires, 1%. Pero otras como Seúl bajaron.

En todo caso fue una jornada gris con poco optimismo de los inversores y muy malos datos en Wall Street. Allí hubo un nuevo repliegue, con el principal índice Dow Jones bajando 1,2%, lo que lo llevó a su peor nivel en seis años. La gigante de computación Hewlett Packard perdió más del 7% y la corredora de seguros Prudencial, el doble por un recorte en su calificación crediticia.

En cambio se recuperó 14% el precio del petróleo después de varias jornadas de retracción. Fue por un sorpresivo descenso de los stocks petroleros de EE.UU. Ayer el barril WTI cerró a 39,48 dólares, igual un precio que está lejos de satisfacer a los exportadores.

En tanto, a nivel internacional varias industrias siguen dando muestras de retroceso. Por eso el FMI, igual que otras instituciones, auguran un 2009 recesivo.

Strauss Kahn advirtió que este año será "difícil'', por lo que en los países pobres podría ser "una cuestión de sobrevivencia''. En la próxima reunión del G-20 (a la que está invitada Argentina) se analizará el rol del organismo, sobre el que varios países reclaman una profunda reforma y un mayor capital para asistir en crisis como la corriente.

Según Strauss Kahn, de origen socialista, "no hay que mirar solamente las cifras económicas, hay que mirar a los hombres y mujeres que sufren ante la desaparición de los empleos y la disminución de los salarios". Y advirtió que al menos un par de países acudirán al organismo en búsqueda de apoyo para evitar la bancarrota, tal y como lo hicieran Islandia, Hungría y Ucrania el pasado año.

Si los gobiernos y los reguladores toman las medidas adecuadas, la economía global debería comenzar a recuperarse a principios del 2010, agregó.

En declaraciones al periódico Les Echos, a la BBC y en una conferencia de prensa conjunta con el director de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), Angel Gurría, advirtió sobre las tentaciones del proteccionismo, que a su juicio sólo servirían para agravar la crisis. "No hay soluciones nacionales a una crisis que es global'', insistió Strauss Khan.

Gurría advirtió contra "intervenciones" que favorezcan o castiguen a sectores determinados.

Comentá la nota