Los diputados del basualdismo pidieron una recomposición salarial

Sostienen que son los cabeza de poder que menos cobran si se los compara con los salarios de los jueces. Desde el oficialismo se criticó y definió como inoportuno el planteo. El tema se instaló en medio de un debate que estaba centrado en el presupuesto del año 2010, que será tratado el martes 2 en Diputados.
Tarde o temprano el reclamo iba a salir a la luz. Es que era un secreto a voces en los pasillos de la legislatura provincial, principalmente en los de la planta política, asesores y secretarios. Y el reclamo llegó. En medio de las explicaciones que el ministro de Hacienda de la provincia, Aldo Molina, dio sobre el presupuesto presentado para el año 2010, los diputados Armando Campos y José Luis Gazze fueron quienes hicieron sentir su voz en representación de todos, según dijeron.

Concretamente se criticó las diferencias que hay en los salarios que cobran los jueces y el gobernador, quienes son cabeza de poder igual que ellos. "El Poder Judicial estaba equiparado igual que nosotros hace mucho tiempo atrás. Después se bajaron los sueldos de los diputados y el número de legisladores pasando de 45 a 34. Por ejemplo hay diputados que vienen de Valle Fértil o de departamentos alejados, que tienen gastos como combustible, pagar alquiler y mantener una familia, no le alcanza con los $7.000 de bolsillo, que cobramos como legisladores. Por otro lado, el Ejecutivo tiene un montón de cosas que nosotros no tenemos, como por ejemplo celulares, movilidades, combustible y demás. Es por eso que entiendo que un diputado debe tener un nivel de ingresos acorde a lo que trabaja y a la responsabilidad que uno tiene en este lugar. Un camarista está cobrando $25.000 y ese debería ser el sueldo común que tendría que haber entre los tres poderes del Estado", aclaró Gazze.

Desde la bancada oficialista no tardó en llegar la respuesta en la persona del jefe de bancada Daniel Tomas. El legislador calificó de inapropiado el reclamo. "Me parece que no corresponde hacer un planteo de estas características, cuando estamos tratando el tema del presupuesto provincial y entiendo que estos planteos deben ser abordados en los ámbitos adecuados y no en reuniones donde se abordan otros temas", sentenció.

Pero el ministro de Hacienda Aldo Molina no pudo evadir el tema y algo tuvo que responder. En este sentido, el funcionario aclaró que al Poder Legislativo se le está dando más del doble del mínimo que le corresponde por la Constitución Provincial, un 2,2% del total del presupuesto, mientras que al Poder Judicial se le ha destinado el 6,4%, cuando le corresponde el 6%. "Estamos sobre cumpliendo con estos dos poderes del Estado. Es responsabilidad de ellos la administración y la fijación de los salarios para con sus empleados y funcionarios. El Ejecutivo solamente cumple con lo que establece la Constitución, nada más", recalcó.

En definitiva, el planteo podría tener algo de fundamento, pero el lugar y la forma elegidas no fueron las apropiadas para lograr los resultados esperados.

El aumento para municipios es del 8%

Como siempre ocurre a la hora de tratar el tema de coparticipación municipal, los ánimos se ponen más sensibles, principalmente el de los diputados departamentales. El momento llegó a media mañana de ayer, en la sala de sesiones del bloque Justicialista en diputados.

En ese sentido, el ministro de Hacienda Aldo Molina aclaró que el incremento es del 11% si se compara con los recursos asignados en el actual ejercicio que termina el 31 de diciembre del corriente año. Pero nominalmente, es decir el efectivo que percibirán no será del 11% de aumento sino del casi 8%. Es que se le descontará la ayuda financiera que se les otorgó desde el Ejecutivo este año, para que afrontaran el último incremento salarial dado a los municipales.

Pero la provincia ha realizado un esfuerzo extra para con los intendentes, ya que se les terminará enviando en concepto de coparticipación un porcentaje mayor al que la Nación va a transferir a la provincia. "Los ingresos corrientes, que es de donde sale la plata para los municipios, crecen para 2010 en un 7,09% para la provincia, mientras que los municipios registran un incremento del 7,26%. Es decir que los municipios van a tener un aumento mayor al que la provincia va a recibir de Nación", enfatizó el titular de Hacienda.

Otro de los puntos que Molina se encargo de aclarar enérgicamente es que en el presupuesto no hay ninguna partida específica destinada para aumentos salariales "Vamos a tener un año delicado por lo que deberemos cuidar responsablemente las finanzas provinciales y no embargar el futuro", señaló. G.R

Comentá la nota