Diputados ya analiza el proyecto oficial para adelantar los comicios

Diputados ya analiza el proyecto oficial para adelantar los comicios
La presidente Cristina Kirchner firmó el proyecto de ley que pide anticipar las elecciones legislativas para el 28 de junio y lo envió al Congreso. Este martes, lo debe revisar la Comisión de Asuntos Constitucionales, que integra -entre otros- el diputado riojano Alberto Paredes Urquiza. El miércoles, la iniciativa podría tener media sanción de la Cámara baja para luego pasar al Senado.

El Ejecutivo nacional envió al Congreso el proyecto de ley para adelantar las elecciones legislativas al 28 de junio. Consta de ocho artículos fundamentados en estadísticas y datos sobre el impacto de la crisis financiera internacional en la región para justificar la reforma electroal.

El primera artículo destaca el espíritu del proyecto de ley destacando que es de “por única vez y con carácter excepcional en virtud de la profundidad de la crisis internacional”.

Uno de sus párrafos principales llama al “adelantamiento para concretar las elecciones nacional en un solo día” y se invita a la “convocatoria de elecciones provinciales simultáneas con las nacionales, a los fines del acortamiento de las campañas y de la disminución de los costos respectivos”.

Tal como lo anunció la presidente Cristina Kirchner el viernes pasado, el proyecto que cambiará la fecha de los comicios de octubre a junio ingresa por la Cámara de Diputados y el oficialismo intentará que este martes la Comisión de Asuntos Constitucionales emita un dictamen que permita tratarlo el miércoles próximo en “sesión especial”.

En caso de ser avalado, el proyecto pasará al Senado, donde el bloque oficial conducido por el rionegrino Miguel Pichetto buscará aprobarlo en sólo una semana para tenerlo listo el 28 de marzo, exactamente 90 días antes de las elecciones, como lo establece la Constitución Nacional.

Para ser aprobada, la iniciativa deberá contar con la mitad más uno de los votos en ambas cámaras (129 votos en Diputados y 37 en el Senado), y el oficialismo confía en lograrlo sin mayores obstáculos a pesar de las últimas deserciones, puesto que descuenta sumar el apoyo de aliados y algunos legisladores del arco opositor, que se mostró fraccionado tras el anuncio.

La UCR y la Coalición Cívica anunciaron que se opondrán terminantemente a la movida kirchnerista. Lo mismo sucedería con el PRO y el PJ disidente, incluído el senador riojano Carlos Menem, por ahora el único representante local que no lo avala.

Con el proyecto oficial avalado por el Congreso, se acelerarán los cierres de listas, la conformación de alianzas, el lanzamiento de candidaturas y definición de campañas: el 29 de abril será la fecha límite para la inscripción de frentes electorales de cara a los cargos nacionales y se dará inicio a la campaña electoral, mientras el 9 de mayo será el tope para la presentación de las nóminas ante la Justicia.

Hasta el momento, la ciudad de Buenos Aires y doce provincias (Buenos Aires, Entre Ríos, Neuquén, Santa Cruz, Río Negro, La Rioja, Jujuy, Mendoza, Tucumán, Misiones, Chaco y Chubut) confirmaron su decisión de unificar el calendario electoral.

El PJ disidente votará en contra

Finalmente, el PJ disidente, encabezado por Felipe Solá y Francisco De Narváez, y el PRO de Mauricio Macri coincidieron en la postura contraria al adelantamiento de las elecciones.

“Hemos coincidido en rechazar la posición de que para enfrentar la crisis es necesario maltratar las instuciones. Es lo contrario a lo que debe ser”, dijo el jefe del bloque de diputados del PRO, Federico Pinedo, encargado de hacer el anuncio.

La decisión fue anunciada después de que el viernes, a pocos minutos de anunciarse el adelantamiento de las elecciones, Mauricio Macri y Francisco De Narváez habían coincidido con la visión oficial para cambiar el calendario electoral.

De Narváez, quien había anticipado que votaría a favor, dijo que cambió de opinión para consolidar el frente electoral que integró junto a Mauricio Macri y Solá.

Ahora, el bloque del PRO y el PJ disidente anunciaron su oposición en el Parlamento ante la propuesta para llevar las elecciones al 28 de junio.

Así, las versiones sobre una voto negativo unificado por parte del PJ disidente y el PRO fueron confirmadas mediante una conferencia de prensa.

Los diputados del PRO y el PJ disidente suman 34 diputados y hoy anunciaron que comenzarán a funcionar como el “Interbloque Federal”.

Comentá la nota