El diputado Miguel Morales asegura que el PJ no tiene una puerta giratoria.

En entrevistas recogidas por nuestro medio, el diputado Miguel Morales lanzó duras críticas a legisladores, a quienes, entre otras aseveraciones, califica de “más papistas que el Papa”.
“Quiero decir algo muy importante”, expresó, “en este momento vemos cómo hay gente de nuestro propio partido, que ha vivido y disfrutado de las mieles que les ha dado el justicialismo, y ocupando esos cargos que les ha dado el justicialismo, creen ser una alternativa golpeando, planteando posturas desde afuera, cosa que estando adentro no hicieron, cuando pudieron ser ministros o intendentes nunca buscaron soluciones integrales importantes para la gente”.

Morales opinó además que “estos legisladores creen que desde afuera la gente les va a creer lo que nunca han hecho desde adentro, y a ellos les preocupa que Eduardo Fellner sea diputado nacional y que presida la Cámara de Diputados, les preocupa que tengamos un gobernador como Walter Barrionuevo y un partido como el nuestro que está consolidado; pretenden un cambio a partir de ellos mismos, a partir de sus logros, y a partir de que quieren seguir siendo”.

Expresó además que hace mucho tiempo hay mucha gente que considera al Partido Justicialista como una puerta giratoria, que pueden irse cuando quieran y volver cuando deseen, causando la desazón de muchos afiliados que son quienes “en definitiva se sienten mal, son la gente que apoya todo esto, porque los dirigentes por ahí consiguen cargos, se van, después desde afuera se creen que son más papistas que el papa”.

Consultado sobre la posible modificación del Código Electoral o la Carta Orgánica municipal en un año electoral, Morales expresó que “la ley electoral tiene que darse de acuerdo a las situaciones que estemos atravesando y los planteos que se hagan”, apuntando desde lo personal a allanarse a las decisiones que tome el Partido Justicialista y a partir de ahí actuar en consecuencia en la Legislatura.

Comentá la nota