La diputada Fadul presenta su primer proyecto: "categórico rechazo" al intervencionismo inglés

Hoy, la diputada nacional Liliana "Chispita" Fadul ingresará, de manera formal, un proyecto de declaración solicitándole a la Cámara Baja que se exprese "el más categórico rechazo" a las manifestaciones del intervencionismo británico en el archipiélago de Malvinas e Islas del Atlántico Sur, y a su pretendida injerencia en los asuntos soberanos de la Argentina, a partir de las expresiones del Gobierno inglés contra de la Ley 23.775, que redefine los límites de la provincia de Tierra del Fuego e incluye a las islas usurpadas por el Reino Unido.
Este lunes, la diputada nacional Liliana Fadul ingresará para su tratamiento en comisión un proyecto de declaración requiriendo expresar "el más categórico rechazo por las nuevas manifestaciones del intervencionismo británico en el archipiélago de Malvinas e Islas del Atlántico Sur, violatorio de la resolución 31/49 de la Asamblea General de la ONU y especialmente a toda pretendida injerencia en los asuntos internos soberanos de la República Argentina", a partir de las expresiones del Gobierno inglés contra de la ley aprobada por el Congreso en noviembre, que redefine los límites de la Provincia de Tierra del Fuego e incluye a las islas por la cual Argentina e Inglaterra entraran en guerra en el año 1982.

En los fundamentos, el proyecto advierte a su vez sobre "la renovación de los aviones militares británico en Malvinas", lo que para la Diputada constituye un nuevo despliegue británico en el archipiélago que resulta contrario a lo establecido en esa resolución de la Organización de Naciones Unidas, que "insta a los dos partes en la disputa de soberanía (…) a abstenerse a adoptar modificaciones unilaterales en la situación". Afirmando que la Real Fuerza Aérea Británica (RAF) ordenó el traslado a las islas, de las aeronaves de combate Typhoons, a través de una velada operación militar, que profundiza la prolongada presencia militar del Reino Unido en espacios terrestres y marítimos argentinos.

"No son aceptables para nuestro país, bajo ningún punto de vista, ni las posturas doctrinarias británicas como así tampoco las injerencias que vulneran el principio de la no intromisión en los asuntos internos de otro estado soberano, ambas condenadas por el Derecho Internacional y con receptividad en el texto y espíritu de la carta de las

Naciones Unidas y en la Doctrina Monroe que buscaba preservar al continente americano de las intervenciones de las potencias europeas, rechazando la intervención exterior en las cuestiones americanas", dice Fadul, quien hace especial énfasis, sobre el cuestionamiento del gobierno Ingles en "decisiones Soberanas del Pueblo Argentino, expresadas legítimamente por el Congreso Nacional en la reciente sanción de la Ley 23.775, de Límites de la Provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur, la que incluye la inclaudicable reivindicación argentina del Territorio de Malvinas, Antártida e Islas del Atlántico Sur, entre otros, como parte de la Soberanía Nacional".

Comentá la nota